Se metió al agua junto a su hermano para salvar a sus familiares. Prefectura logró auxiliar a todos menos a él. Encontraron su cuerpo al día siguiente.

 

La Costanera Norte fue el domingo escenario de una tragedia, ya que se ahogó un hombre de 35 años que había metido al agua junto a su hermano para rescatar a su hija y a su esposa, que estaban en el río. Tras el aviso a Prefectura los agentes dispusieron un operativo que les permitió rescatar a tres de ellos, menos al padre de la nena. Su cuerpo fue encontrado un día después.

Varias las familias habían ido el domingo a esta zona, a metros de Costa Salguero. Se trata de un espacio cercano donde maniobran los barcos, en el que no está permitido entrar al agua. La gente había ido a pescar, y una madre de 35 años y su hija de ocho se metieron el agua. Sin embargo, sus familiares las perdieron de vista ya que, aunque en principio la profundidad es baja, el calado que generan los barcos hace que el río empiece a ceder y generan pozos.

La pareja de la mujer y su hermano se metieron al agua para tratar de rescatarlas. Llegó el aviso a Prefectura, que dispuso un operativo con dos semirrígidos y diez agentes para auxiliarlos. Lograron salvar a tres personas, la madre de la nena, su hija y su cuñado, pero no al papá de la menor. Las tareas duraron hasta la una de la madrugada, cuando se suspendieron por los fuertes vientos. Cinco horas después retomaron el operativo, y a las 6.20 encontraron el cuerpo.

Las tres personas que logró rescatar la Prefectura tuvieron un principio de hipotermia, pero se recuperaron y se encuentran en buen estado de salud.