Los afiliados de la Unión Tranviarios Automotor (UTA) realizaron este mediodía un plenario de delegados donde resolvieron medidas de fuerza ante la admisión empresarial de que no pudieron pagar la totalidad de los salarios.

 

El gremio de los choferes de micros (UTA) expresó que en el plenario de delegados resolvieron que si en las próximas horas los choferes no reciben el pago completo de sus salarios iniciarán medidas de fuerza a la media noche.

Esta mañana, el Gerente de Autobuses Santa Fe Lucas Fernández admitió que el salario fue pagado sólo en un 50 %, ante la falta de llegada de los subsidios del Estado Nacional y Provincial.

Ahora, los trabajadores convocan a un paro afectando al transporte urbano y de media distancia desde la hora cero de mañana si no hay novedades y no les depositan el otro 50% del salario.

En tanto, el Presidente de la Asociación Transporte Automotor de Pasajeros (ATAP), Leandro Sólito, aseguró que pedirá una audiencia con funcionarios provinciales y nacionales para reclamar los subsidios cuya llegada está paralizada desde diciembre pasado.

“El sector hace un tiempo que viene en crisis cuando el estado redujo los subsidios y eso impactó en la economía de las empresas que tuvieron una situación límite el último mes. Se hizo un esfuerzo para pagar la mitad de los salarios y necesitamos el imperioso aporte del estado para cubrir lo que falta”, agregó.

Además, señaló que “todas las empresas están en la misma situación y presentando una notificación al Ministerio de Trabajo por este tema. Nosotros decidimos abonar hasta el 50 por ciento y lo que falta pedimos una ayuda para plantear la cuestión a la Nación. El dinero del fondo compensador no llegó y en su momento planteamos que tampoco alcanzaba”.