La joven compartió una imagen en su cuenta de Twitter que llamó mucho la atención.

Con una foto en su cuenta oficial de Twitter, Jésica Cirio llamó la atención de todos sus seguidores: en una imagen, la modelo de la agencia de Leandro Rud aparecía acostada boca abajo mientras un tatuador hacía su trabajo dejando grabadas dos enormes alitas de ángel en su espalda.

Pero Jésica jugó a ser un ángel caído del cielo sólo por un rato: esas imágenes que compartió en la red social son parte de una campaña publicitaria del local Tattoo Skull y sus “alitas” estaban dibujadas con henna.

Ese “tatuaje falso” no fue el único que le hicieron a la modelo. “Me hicieron un montón para la producción. En la panza, en el brazo…todos estaban re buenos”, dijo a Teleshow.

Ella ya tiene dos tatuajes reales -uno en el cuello y otro entre la cintura y la cadera-, y cuando terminen las sesiones de fotos, ella se hará uno más: “Hoy estuve eligiendo el que quiero”.

Y parece que estas fotos despertaron una nueva pasión en Cirio. “Me tatuaría toda si no trabajara de esto”, confesó.

 

Fuente: Infobae