Montenegro marcó de penal para Independiente, a los 29 minutos del primer tiempo; y Alemán igualó para el equipo rojiblanco a los nueve del complemento. Unión y El Rojo jugaron este jueves el partido que había sido postergado correspondiente a la 11º fecha.

 

El conjunto de De Felippe arrancó con mayor tenencia de balón y enfrentando a un equipo lo esperaba para salir de contraataque con velocidad. Unión siempre estuvo bien parado y se llevó un resultado justo del “Libertadores de América”.

El “Rojo” abrió el marcador gracias a un penal que Islas le cometió a Menéndez. El arquero se lo llevó puesto cuando el delantero le ganó la posición a Correa en el área. Montenegro lo pateó pero Islas se adelantó y lo atajó. El línea invalidó el tiro y el “Rolfi” volvió a patear. Esta vez, no perdonó y la pelota se metió por el centro del arco.

Después del gol y del 1 a 0 concretado, el conjunto de Avellaneda se desinfló y perdió la pelota en el medio campo. Intentó llegar al arco de Unión con empuje y sin claridad en el ataque. En el segundo tiempo, Unión salió a buscar el empate con mucho ímpetu. Lo buscó y lo logró a los 9′ con un cabezazo de Alemán.

Con el encuentro 1 a 1, Unión comenzó a controlar la pelota y ganar el medio en búsqueda de agrandar el resultado. Independiente perdió el dominio del juego, se diluyó en un mar de imprecisiones. No pudo ganarlo y jugó mal. El resultado lo dejó sin la posibilidad de acercarse a la punta.

Independiente se fue silbado por sus hinchas y con la disconformidad tatuada en la cara de Omar De Felippe. En el próximo encuentro se enfrentará a Sportivo Belgrano con la intención de volver a encaminarse en la senda del triunfo. Ese camino que lo debe llevar a la punta si quiere buscar el ascenso el año que viene.

 

Fuente: Infobae