La propuesta de este colectivo de artistas santafesinos conjuga los lenguajes del teatro, la música, la danza y la imagen audiovisual. La obra se podrá disfrutar el domingo 1 de diciembre, a las 21:00hs. Anticipadas en venta en el Bar de la sala.

 

 

“Proyecto Emigrante” es un colectivo de artistas que busca la experimentación en los distintos campos del arte para lograr una propuesta heterogénea, fortaleciendo a la búsqueda y a las posibilidades de construcción de distintos conceptos. El concepto a abordar en esta oportunidad es el de “La fragmentación”.

Vicio del vacío

 

El absurdo que ocupa la comunicación, la deformación del lenguaje, la imposibilidad y la relación que produce el ruido a través de la falta de decir, puede ser un camino posible a la fuerza en el estático imaginario.

 

“Vicios del vacío”, obra que fue elaborada por Proyecto Emigrante, se podrá volver a ver el domingo 1 de diciembre, a las 21:00hs, en la Sala Moreno de la ciudad de Santa Fe (Marcial Candioti 3341). Los integrantes de proyecto emigrante conforman el elenco estable de la Sala Moreno, que está dirigido por Nicolás Frontuto. Las anticipadas se pueden comprar en el bar de La Moreno, a un precio de 40 pesos.

 

“Proyecto emigrante” está integrado por los actores Ignacio Brasesco y Martina Bompard; por la acróbata Melisa Kees; por los Músicos Nicolás Frontuto (voz y guitarra), Lucia Gonzalez (voz), Joaquín Armas(guitarra), Florencia Di Benedetto(chelo), Pablo Minen(batería); por la bailarina Florencia Zelko; por el iluminador Ariel Dutria; por las visuales de Gisel Bugliolo; por el sonidista Javier Escandel y por la vestuarista Fernanda Golzalvez

 

Vicios del vacío

 

El relato de la otredad en diferentes situaciones. ¿Qué se cuenta? Los transeúntes conviven en la simultaneidad de códigos estéticos. ¿Qué se oye? ¿Qué se puede escuchar? ¿Hacia dónde van? ¿Van?

 

El vacío conduce a la creación como así también a la decisión, a la ruptura. Y la pregunta invade al vacío y provoca un decir constante, aunque ya haya poco que contar.

 

Como diría algún personaje en la puesta “…¿Por qué vuelvo a contar esto? Hay tan pocas cosas que contar que uno las cuenta todas. Todas las que puede. No puedo hacer nada más, decir nada más, pero tengo que decir más…”

 

¿Quién y que obliga a los personajes?

 

La comunicación de enlaces hecha carne en los actores, en dialogo con la proyección diluida en la música con el pasaje onírico entre la danza y la acrobacia.

 

Y en esta fragmentación el público construye y da el sentido a lo que se expone.

 

Pero ¿Dónde encontrar los espacios Vacíos? En los detalles.

 

Hay algo que se elige contar como así también algo de lo que se cuenta se está encubriendo o “no se está diciendo”.

 

Las canciones

 

Si bien remiten a la canción folclórica Latinoamericana, la música y sus letras son pensadas desde la teatralidad de las mismas.

 

Los temas musicales, en su mayoría, fueron compuestos por Nicolás Frontuto. Las demás, provienen de grandes autores hispanoamericanos como Silvio Rodríguez, Joan Manuel Serrat, Charly García, Spinetta, entre otros.

 

 

Fuente: Prensa La Moreno