El ministro de la Producción, Carlos Fascendini, otorgó esta mañana, en la ciudad de Santa Fe, un aporte no reintegrable de 216.242 pesos a la asociación civil Universidad Católica de Santa Fe (Ucsf), para la financiación parcial de la ejecución del proyecto: “Sistema de estimaciones agrícolas de la provincia– zona centro norte de la campaña de la cosecha fina y gruesa 2012– 2013”.

 

 

El desembolso se realizó en el salón Amarillo de la cartera productiva, con representantes de la Ucsf y la Bolsa de Comercio de Santa Fe.

 

El Ministerio de la Producción tiene un acuerdo con ambas instituciones, a partir del cual se implementa el Sistema de Estimaciones Agrícolas (SEA) del Centro Norte de la provincia.

 

Dicho sistema, se basa en la generación de información sobre los procesos productivos agrícolas, la calidad de los productos, la dinámica de los recursos naturales, y los aspectos socio-–económicos en tiempo real. Se logra a partir del cruce de diversas fuentes tales como imágenes satelitales, informantes calificados y datos de la Red de Estaciones Agrometeorológicas del Ministerio de la Producción.

 

Este servicio, solventado por la cartera productiva y la Bolsa de Comercio, es brindado desde principios de 2011 por un equipo técnico del Instituto de Investigaciones Científicas y Técnicas de la Facultad de Ciencias de la Tierra y el Ambiente, de la Ucsf.

 

A través del mismo, se logró un incremento en la cantidad y calidad de la información agrícola generada en diez departamentos del centro–norte de la provincia (La Capital, Castellanos, Las Colonias, Garay, San Justo, San Cristóbal, 9 de Julio, Vera, General Obligado y San Javier), caracterizados por su extensión geográfica –de más de un millón y medio de hectáreas-, y variabilidad de ambientes.

 

Los informes que genera el sistema (que pueden consultarse en la página del gobierno provincial y constan de gráficos, fotografías e interpretación de datos), están destinados al uso privado o público, incluyendo productores, corredores de cereales, proveedores, acopiadores, exportadores y el propio Estado, para la planificación de políticas agropecuarias.

 

 

Fuente: Prensa GSF