El gobernador se reunió este jueves con la reciente designada fiscal Coordinadora del Distrito Santa Fe, Adriana Teresa Saccone. El nombramiento de Saccone se enmarca en el nuevo esquema de organización del Ministerio Público de Fiscales, que la procuradora General de la Nación, Alejandra Gils Carbó anunció el 18 de diciembre pasado al gobernador Bonfatti.

 

 

Tras el encuentro, desarrollado en el despacho del mandatario santafesino, Bonfatti se mostró satisfecho por la inmediata designación, a la que definió como un nuevo paso en la “articulación de acciones entre la Nación, provincia y municipios, en la lucha contra la criminalidad organizada”.

 

 

Antonio Bonfatti - Adriana Saccone El nuevo esquema acordado prevé la creación de 27 distritos fiscales, con el fin de implementar políticas criminales coordinadas para enfrentar delitos complejos como el narcotráfico y la trata de personas.

 

 

 

De esta manera, Gils Carbó designó a los fiscales generales Adriana Teresa Saccone, Eduardo José Villalba, Dante Marcelo Vega, Cecilia Alida Indiana Garzón y Daniel Adler a cargo de los distritos de Santa Fe, Salta, Mendoza, Santiago del Estero y Mar del Plata, respectivamente.

 

 

 

Reunión entre Gils Carbó y Bonfatti

 

 

 

El 18 de diciembre, en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, Bonfatti mantuvo un encuentro con Gils Carbó, y sus pares de Salta, Mendoza y Santiago del Estero, donde se definió la creación de 27 distritos fiscales que permitirán implementar políticas contra la criminalidad organizada.

 

 

 

En ese encuentro, se definió un plan para mejorar la coordinación del Ministerio Público Fiscal con las autoridades políticas, y fuerzas de seguridad nacionales y locales, y la creación de los distritos fiscales, cada uno a cargo de un Fiscal Coordinador.

 

 

 

 

Con el nuevo mecanismo se podrá acceder a información relevante para el diseño de políticas criminales ajustadas a las particularidades de cada lugar, ya que garantizarán un conocimiento más acabado de la manifestación local de delitos, como la trata y explotación de personas, el tráfico de estupefacientes y de armas, el lavado de activos, la ciber-delincuencia, y la corrupción pública y privada.

 

 

 

La asignación de funciones vinculadas a los distritos no implica la creación de nuevos cargos, y tiene como fundamento el artículo 120 de la Constitución Nacional, que expresamente alude a que el Ministerio Público llevará adelante la misión de promover la actuación de la justicia en defensa de la legalidad, y de los intereses generales de la sociedad en coordinación con las demás autoridades de la República.

 

 

Fuente: Prensa GSF