El terraplén clandestino que obstruye el normal escurrimiento del cauce principal del río Salado, a la altura de la localidad de Selva en la provincia de Santiago del Estero, está siendo retirado por un equipo retroexcavador. Las tareas tendrán una duración de cinco días. La obra ilegal se trata de una construcción artificial compuesta por un enorme paredón de tierra que impide el paso del agua en su totalidad, haciendo un desvío de la misma sin restitución al cauce principal del río.

 

 

 

 

Así lo confirmó el ministro de la Producción de Santiago del Estero, Luís Gelid, quien señaló “de manera ilegal los productores han hecho un tapón y personalmente he instruido que vaya una máquina que en el día de ayer comenzó a trabajar”.

 

 

 

Ciancio - Terraplén Tostado “He actuado de oficio porque considero que corresponde, paralelamente he pedido que los abogados del organismo agilicen las cuestiones judiciales”, resaltó el funcionario de Santiago del Estero.

 

 

 

“También –agregó Celid- agradezco al gobernador de Santa Fe, Antonio Bonfatti porque gracias a su gestión la provincia de Salta nos está liberando un caudal de 21 metros cúbicos cuando hasta el jueves nos liberaba 12 metros cúbicos”.

 

 

 

Por esta situación el propio gobernador Antonio Bonfatti se comunicó con las máximas autoridades de la Nación y de las provincias de Santiago del Estero y Salta, a fin de que estas jurisdicciones dejen que el agua escurra normalmente por el río Salado y de esta manera no se perjudique a los habitantes de Tostado y su zona de influencia. El mandatario santafesino también había destacado la respuesta inmediata del gobierno nacional.

 

 

 

A su vez el ministro de Aguas, Servicios Públicos y Medio Ambiente, Antonio Ciancio, estuvo el jueves en la ciudad de Tostado y se puso al frente del reclamo para que una vez por todas se resuelva esta cuestión y se respeten las lógicas aspiraciones de Santa Fe de disponer de agua en cantidad y calidad suficiente para dotar a sus poblaciones del norte santafesino.

 

 

 

Respuestas

 

 

 

El gobierno provincial viene dando respuestas concretas al desarrollo del norte santafesino que permiten paliar los efectos de la sequía, como lo son la construcción de un canal a cielo abierto, una obra que nace en el río Salado (en jurisdicción de Tostado) y finaliza en la represa de agua potable de Villa Minetti, en una extensión de 74,5 kilómetros en su troncal, proveyendo a su paso el servicio a Estación Pini, Pozo Borrado y San Bernardo.

 

 

 

A la par del Canal a Cielo Abierto, también se construyó un vertedero (azud), obra que controla el recurso hídrico y permite el manejo ordenado de los niveles y caudales a drenar por el río Salado en ocasión de eventos hídricos normales y extraordinarios. Estos trabajos en el vertedero posibilitan que hoy Tostado tenga almacenado un volumen de agua suficiente, especialmente en esta época de sequía en donde el río Salado por intervención de un particular no trae el vital insumo.

 

 

 

Visión

 

 

 

A pesar de que el río Salado es un recurso interprovincial, que abarca parte de las provincias de Salta, Catamarca, Tucumán, Santiago del Estero y Santa Fe, con una superficie total de 247.000 km2 y una longitud de 1.500 kilómetros, está siendo intervenido aguas arriba de Santa Fe desconociéndose una visión integral de la cuenca.

 

 

Fuente: Prensa GSF