El fenómeno, determinado cerca de las 5 de la mañana y renovado a las 16:30 h por el Servicio Meteorológico Nacional, advierte sobre la posibilidad de que tormentas fuertes se detecten en el centro y este de Catamarca, norte de Córdoba, centro y este de La Rioja, las provincias de Santiago del Estero y Tucumán y el norte y centro de Santa Fe. En nuestra ciudad comenzó a llover cerca de las 16 h y cayeron unos 25 milímetros.Según el SMN, el avance de un frente frío sobre la zona de cobertura provocará la formación de lluvias y tormentas, algunas fuertes, acompañadas por abundante caída de agua, ráfagas y ocasional granizo. La actividad de mal tiempo se extenderá hasta mañana.

En nuestra capital, el día amaneció soleado. Pese a que regía el alerta desde la madrugada, hasta las 10 de la mañana el sol ocupaba el cielo santafesino. Ya cerca del mediodía, las nubes habían ganado lugar y a las 16 h comenzó el aguacero. En promedio, el Municipio comunicó que cayeron unos 25 milímetros, aunque en forma dispar en los distintos cardinales del ejido urbano. Incluso, algunos usuarios de redes sociales registraron la aparición de granizo.

La foto fue tomada esta tarde en una vivienda del centro de la ciudad
La foto fue tomada esta tarde en una vivienda del centro de la ciudad

 

 

Recomendaciones ante el alerta meteorológico

 

A raíz de la vigencia de un alerta meteorológico emitido por el Servicio Meteorológico Nacional por posibles tormentas en nuestra región, el Gobierno de la Ciudad recuerda a la población la recomendación de retirar de la calle todo aquel elemento que pueda obstruir las bocas de tormenta, y especialmente solicita que no se coloquen las bolsas de residuos sobre la acera para facilitar un mejor escurrimiento de las aguas.

Por otra parte, se solicita a los conductores circular únicamente en caso de necesidad y, en caso de lluvia, transitar con precaución debido a lo resbaladizo de la calzada, evitando aquellas calles que tradicionalmente suelen presentar problemas de anegamiento temporal.

Además, se aconseja que, en caso de registrarse fuertes vientos, los ciudadanos eviten circular por la calle, poniéndose a resguardo en lugares cerrados y seguros; evitar el desplazamiento mientras dure la tormenta; evitar tomar contacto con postes de luz y árboles, y no movilizarse por la vía pública hasta que no esté garantizado que no existan factores de riesgo.

Por último, se recuerda que quienes tengan inquietudes o reclamos, pueden comunicarse con la Línea de Atención Ciudadana (0800-777-5000).