Desde hace meses personal de Aguas Santafesinas (Assa) realiza trabajos en la zona y estiman que en las próximas semana tendrá su reparación definitiva. Vecinos de la zona se mostraron conformes con las tareas realizadas y “con la esperanza que se solucione”.
Mónica Musatti, vecina del lugar, fue la encargada de comentar de qué manera vive el barrio la reparación de este histórico socavón ubicado en Urquiza y Cándido Pujato. Cabe señalar que los reclamos para que se trabaje sobre el mismo, son de larga data.

“Lo vivimos con algunos problemáticas cotidianos de vibraciones, bastante material en la calle pero con la esperanza que se soluciones vemos un final de obra cercano. Hay agua circunstancialmente porque en la obra se tiró agua. Por otra parte son dos problemas distintos, ya que el nivel del asfalto está mal hecho, y cuando llueve se junta agua”, explicó Musatti.
Cabe destacar que entre los trabajos realizados hasta el momento, se colocaron 36 metros de cañerías, que se confinó con unos 60 metros de cúbicos de arena. Luego se realizará la compactación con tierra para, finalmente, reparar el pavimento. Es necesario tener en cuenta que para la realización de estos trabajos se debe contar con el aporte de maquinaria de gran porte como grúas, retroexcavadoras y camiones volcadores.
Por otra parte, Musatti comentó que otra “preocupación seria” que tienen los vecinos de la zona, es el comienzo de una estructura edilicia de altura en una esquina que se encuentra a “escasos metros de un terreno que se hunde”. De acuerdo a lo comentado por la vecina, en dicho lugar trabajadores “tuvieron que hacer un estaqueado especial para sostener un caño”.
Es por esta razón que “hemos cursado notas a la Municipalidad solicitando información y para verificar que se haya realizado los análisis de suelo necesarios” que permitan constatar que la edificación pueda ser construida sin generar inconvenientes.