El secretario general de la UTA Santa Fe, Osvaldo Agrafogo, se refirió a la medida que se llevó a cabo desde la noche de ayer hasta la madrugada de hoy que comprendió una suspensión del servicio de transporte público. Reclaman mayor seguridad y aseguran que, si durante la jornada, no reciben respuestas de las autoridades repetirán el paro esta noche. El Municipio, por su parte, gestiona una reunión con el Ministerio de Seguridad.

Osvaldo Agrafogo (LT9)

María Martín (LT9)

 

Así lo expresó el dirigente, esta mañana, en diálogo con LT9: “Ayer hemos tenido alguna conversación con la gente de la Municipalidad, con el intendente, principalmente, y hoy iban a tratar de hacer las reuniones con el Ministerio de Seguridad. Así que vamos a esperar a ver si nos dan una alternativa para ver si se puede revertir esta situación”.

 
En ese sentido, las expectativas apuntan a que “lo que se hable se cumpla”. “Estamos cansados que en cada reunión nos prometan cosas que después se diluyen en el tiempo”, agregó Agrafogo e indicó que se realizará una evaluación diaria de la situación porque “no queremos perjudicar a otros trabajadores que tiene que ir a sus puestos de trabajo”, aclaró.

 

Y continuó: “Lo que pasamos el fin de semana es grave. Podríamos estar hablando de que tuvimos dos muertos. Y gracias a Dios no fue así. Tengo un chofer al que le gatillaron dos veces en el pecho, y otro con un tiro en la mano”. En tanto insistió con el reclamo de “que se cumplan las medidas en el tiempo. Porque podemos levantar la medida, pero cuando no cumplan vamos a volver porque no queremos perder a un compañero en manos de un delincuente”, definió Agrafogo.

 

La mirada municipal

 

A su turno, María Martín, secretaria de Gobierno del Municipio, indicó –por la misma emisora– que “en pos de solucionar esta situación y de tener alguna alternativa, estamos tramitando una reunión prontamente con el Ministerio de Seguridad porque lo que nos preocupa de manera significante es que los usuarios del transporte queden sin alternativa”, planteó.

 

Así también la funcionaria recordó que anoche y durante la madrugada, se implementó un operativo especial a cargo de la Guardia de Seguridad Institucional con el fin de “que los usuarios frecuentes del transporte público que no tuvieron la oportunidad de anoticiarse de la decisión de la UTA, y durante la noche hemos podido trasladar a 20 personas e informar a unas cuantas más”, comentó.

 

No obstante, la encargada del área de Gobierno procuró poner de relieve que “la mayor preocupación es darle una respuesta al ciudadano y para ello estamos propiciando esta reunión con el Ministerio de Seguridad, con el objetivo de llegar a una solución que le sirva a los choferes y que permita que se preste el servicio”, resaltó.