Rossi participó del homenaje en recuerdo a estudiantes del Dámaso Centeno desaparecidos en la Noche de los Lápices.El ministro de Defensa, Agustín Rossi, encabezó hoy el acto en recuerdo a los estudiantes secundarios del Instituto Social Militar Dámaso Centeno, desaparecidos durante La Noche de los Lápices, al cumplirse mañana el 38° aniversario de este episodio de represión. “Desde el 25 de mayo de 2003 Argentina siente que está en una etapa de reparación histórica; de memoria, verdad y justicia”, expresó el funcionario acompañado por Taty Almeida, integrante de Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora y familiares de ex alumnos desaparecidos.

Durante el homenaje, el ministro transmitió un “abrazo sincero a los chicos y chicas que pelearon por tener un Centro de Estudiantes, y que hoy organizaron esta ceremonia junto a la Asociación de ex alumnos”. “Esta es una experiencia riquísima que genera efectos positivos en la calidad educativa del establecimiento, y en la posibilidad de que se escuchen todas las voces”, afirmó Rossi, y agregó: “El Ministerio de Defensa apoya esta iniciativa, la jerarquiza y reconoce”.

“La militancia política “consideró el titular de la cartera- es un lugar de entrega y generosidad que te aleja del individualismo; una Nación es una construcción colectiva, y la participación juvenil le da un sentido de trascendencia a la Argentina”.

Por su parte, Taty Almeida también destacó el trabajo del mencionado Centro de Estudiantes: “Esto demuestra que seguimos contando con una juventud maravillosa, comprometida y que tiene memoria”. Y continuó: “Los estudiantes que detuvieron y desaparecieron fue porque habían asumido un compromiso político y social”. En dirección a los alumnos presentes manifestó: “Tienen muchísimos años por delante donde son una gran tranquilidad y esperanza para las Madres de Plaza de Mayo, les vamos pasando de a poquito la posta”, al tiempo que los instó a “perseguir la memoria, la verdad y la justicia; la legal no la de por manos propias”.

Finalmente, miembros del Centro de Estudiantes aseguraron que “venimos a recordar a los seis alumnos que secuestraron el 16 de septiembre de 1976 por luchar por una democracia que hoy por fin tenemos: participativa y abierta”. “Estamos aquí para ejercitar la memoria”, concluyeron.

Acompañaron los subsecretarios de Formación, Javier Araujo; y de Coordinación Administrativa, Germán Martínez; la directora nacional de DDHH y DIH, Stella Segado; el director general de Educación del Ejército, general de brigada Bari del Valle Sosa; junto a familiares de desaparecidos y ex alumnos del Dámaso Centeno.