Según sostuvo el fiscal de la causa, Enrique Paz, con esta novedad “de ninguna manera se cierra el círculo”. Aún se desconoce “quiénes fueron las personas que dispararon desde las motocicletas” el 11 de octubre de 2013. “Uno pretende en estas circunstancias que aparezcan los responsables”, señaló, por su lado, el propio gobernador.

Enrique Paz (LT10)

Antonio Bonfatti (LT9)

 

Emanuel José Sandoval y Pablo Alejandro Espíndola fueron procesados, por la jueza de Instrucción Nº 2 Alejandra Rodenas, en la causa que investiga el atentado al domicilio del gobernador Antonio Bonfatti, acaecido el 11 de octubre de 2013.

 

Según se precisó, Sandoval es acusado de amenazas agravadas, anonimato, uso de armas de fuego, abuso de armas y daño, en concurso real y en calidad de autor del mencionado atentado. En tanto, el comisario Pablo Alejandro Espíndola, ex titular de la seccional 10º de Rosario, fue imputado por encubrimiento agravado en calidad de autor, estableciéndose además el embargo de sus bienes.

 

“De ninguna manera se cierra el círculo con estas dos personas”. Tal fue lo expresado por el fiscal de la causa, Enrique Paz, esta mañana –en contacto con LT10–. Mientras la Justicia determinó que fueron 16 las detonaciones contra la casa del jefe del Ejecutivo provincial –quien estaba en el interior de la morada, junto a su esposa–, “hay medidas pedidas por la Fiscalía que en este momento se están tramitando, a los fines de poder, con las imágenes públicas que tenemos. Las imágenes de la vía pública las hemos enviado a Buenos Aires para poder llegar a los autores materiales que circulaban en las motocicletas. Había dos motos con cuatro personas”, precisó.

 

En concreto, “aún no sabemos quiénes fueron las personas que dispararon desde estos vehículos”, manifestó Paz, quien, también, consignó que las armas utilizadas eran calibre 11,25 y una nueve milímetros. “La 11,25 fue la que se secuestró en el auto que se encontraba el funcionario policial Pablo Espíndola y la nueve milímetros aún no fue secuestrada”, agregó.

 

Por otra parte, el fiscal aseveró: “Con los elementos que tengo hasta el momento, no puedo vincular la causa del atentado al gobernador con la causa Medina”.

 

A su turno, el gobernador Antonio Bonfatti se expresó sobre los procesamientos conocidos. “No tengo más que el informe de los medios, no he tenido acceso al fallo de la jueza. Obviamente, uno pretende en estas circunstancias que aparezcan los responsables”, señaló en rueda de prensa. En ese orden, indicó que “hay dos” personas identificadas.

 

A propósito, valoró el paso del viejo al nuevo Código Procesal Penal. “Con el nuevo, en 48 horas se tiene una audiencia imputativa y sentencia en poco tiempo. Con el viejo, papel va, papel viene y eso es lo que pretendemos cambiar con la reforma del Código Procesal”, destacó.

 

Sobre el caso del atentado a su vivienda, Bonfatti sostuvo que “más lento o más rápido, la Justicia está actuando correctamente. Y uno pretende que en todos los casos sean juzgados y que los imputados tengan la condena adecuada”.