El malestar por el caos vehicular es moneda corriente en las principales ciudades del mundo, por eso la recomendación es promover la intimidad sexual para arrancar el día más tolerante y amable.

Las horas pico, en cualquier ciudad del mundo, se han convertido en un estilo de vida en el que el caos y el estrés son los principales protagonistas para la mayoría de las personas que cuentan con un horario laboral fijo.

En los últimos años, a pesar de contar con diferentes opciones para evitar este tipo de congestionamientos, el número excesivo de autos, manifestaciones, y las pocas vialidades eficientes con las que la mayoría de las ciudades cuentan, provocan que gran parte de la semana se viva en un entorno de enojo, malestar y frustración.

Este ambiente, afecta el desempeño positivo de cada persona a lo largo del día o incluso las relaciones interpersonales de su vida diaria. Sin embargo, hay una solución que puede minimizar los efectos negativos que ésta ajetreada vida moderna causa en una persona: el sexo.

Como un ejemplo de estos beneficios, es importante mencionar que si las parejas tuvieran “sexo mañanero”, por lo menos tres veces a la semana, seguramente la gente sería mucho más amable, tolerante, cederían el paso, el caos vial sería controlado con una mejor actitud y el desempeño diario sería mucho más eficiente, comenta Boston Medical Group.

 

Fuente: La Capital Digital