El abogado de Elizabeth Cantero se refirió a la muerte de su defendida, ocurrida este lunes. Cabe destacar que la media hermana de “Guille” Cantero fue agredida en la cárcel de mujeres tras intentar, aparentemente, lastimar al bebé de una de las reclusas. Según lo indicado por Marcos Cella, “es el apellido de ella la que la llevó a esta situación”.

Marcos Cella (Aire de Santa Fe)


En la mañana de hoy, Marcos Cella, abogado de Elizabeth Cantero, miembro de la familia que lidera la banda Los Monos, se refirió al fallecimiento de su cliente, la cual se produjo este lunes en la cárcel de mujeres.

 

De acuerdo a la información brindada por el profesional, “tomamos conocimiento en el día de ayer, a partir de una charla con la directora de la Unidad V, que hubo un altercado de reclusas y, producto del mismo, había personal penitenciario y otras detenidas con lesiones leves”.

 

Más tarde, la directora le informó a Cella que “Elizabeth estaba internada en el hospital Centenario, nos dirigimos allí y, en realidad, estaba en el Eva Perón, ella estuvo muerta unos minutos, le hicieron RCP e hizo tres paros cardíacos”. De acuerdo al relato de su madre, quien pudo ingresar a verla, “le faltaban los dientes y la cabeza era una bolsa”. Motivo por el cual, en horas de la madrugada, falleció.

 

Sobre el hecho, el profesional responsabilizó “total y absolutamente al servicio penitenciario, porque son ellos los garantes de la integridad psico-física de cualquier detenido”.

 

En este sentido, Cella relató que, días atrás, su defendida había atravesado un hecho similar, el cual “la dejó con una insuficiencia renal”. Sobre esto, fue la propia Elizabeth la que “responsabilizó al personal de la sub 22”.

 

Cabe destacar que la detención de la mujer se generó por un “acta de procedimiento en la cual, se consignó, bajo los ojos de la defensa, de manera falsa, que ella había querido agredir a uno de sus hijos, los chicos no tiene lesiones y por el contrario, ella terminó bestialmente lesionada”. Según lo informado por la defensa “el procedimiento fue para cubrir la golpiza que le habían propinado”.

 

Por otro lado, Cella aseguró que “no tengo ninguna duda de que el apellido Cantero fue gravitante a la hora que dispusieran la prisión preventiva”.

 

Por último, indicó que en la jornada de hoy se llevará a cabo la autopsia correspondiente para determinar la causa del fallecimiento. Y agregó que “la idea es constituirnos en querellante para solicitar responsabilidades y, el que tenga la responsabilidad, responda ante la justicia”.