La organización Consumidores Libres insta a los ciudadanos a no comprar- durante todo el día 7 de abril- en las grandes cadenas de supermercados para “reclamar por los constantes y abusivos aumentos de precios”. “El objetivo es que el gobierno nacional tome cartas en el asunto”, expresó Héctor Polino.

Héctor Polino (LT10)

 

“Desde Consumidores Libres, la CTA, el Defensor de la Tercera Edad de la ciudad de Buenos Aires y otras organizaciones como la Federación Agraria Argentina y consumidores a través de las redes sociales convocamos a un boicot para las grandes cadenas de supermercados para el 7 de abril”, comenzó diciendo a LT10, Héctor Polino, titular de la Organización Consumidores Libres, quien agregó que la medida “consiste en que los consumidores no hagamos compras en esos lugres por un día, por los constantes y abusivos aumentos de precios”.

 

En ese sentido analizó que “el problema está en los supermercados y en el gobierno nacional que no actúa frente a los abusos de las empresas y no aplica las leyes vigentes como la de abastecimiento, de defensa del consumidor, etc. El gobierno tiene una concepción de libertad de mercado y permitir el libre juego de la oferta y la demanda y deja que los grupos actúen a mansalva” por lo que “la única actitud que podemos tomar los consumidores es el boicot”, aseguró.

 

Por último sostuvo que “el propósito es manifestar el desacuerdo a las constantes remarcaciones de precios y para llamar la atención del gobierno nacional y tome cartas en el asunto y frene esta acción desmedida que llevan a cabo los formadores de precios. Por supuesto que o podemos dejar de comprar los artículos pero el propósito es decirles basta. El nivel de remarcación es escandaloso”.