El gobierno de Noruega anunció este miércoles que evalúa prohibir el burka en establecimientos educativos. Como en otros países de Europa, este tema ahora abrirá un profundo debate político, a menos de un año de las elecciones parlamentarias en el país escandinavo.

Torbjorn Roe Isaksen, ministro de Educación, reconoció al periódico local Vart Land que el Gobierno busca “reglamentos nacionales para prohibir el velo integral en escuelas y universidades”.

Varios partidos políticos, incluso el opositor Partido del Trabajo, expresaron su apoyo a dicha prohibición.

Isaksen aclaró que la medida no se aplicará en aquellas mujeres musulmanas que usan velo corto, dejando su cara al descubierto (hijab o velo islámico). El funcionario noruego resaltó que la gente debe poder expresar su fe en público en Noruega.

“Quiero que una joven cristiana pueda llevar una cruz”, manifestó el ministro de Educación ante el Parlamento. “Quiero un niño judío que lleve un kipá para poder mostrarlo, y no quiero que se prohíba el uso del hijab”, agregó.

En el mundo islámico, las mujeres cuentan con diferentes tipos de velos. El burka es la prenda que cubre el cuerpo de la mujer desde la cabeza hasta los pies, tapando incluso los ojos.

Luego están el hijab o velo islámico, y el niqab. El primero, que es el que Isaksen reclama que sea permitido, consiste en un pañuelo que se utiliza para tapar el pelo. El niqab, en tanto, es una prenda similar, con la diferencia de que además de tapar el pelo también oculta el rostro dejando los ojos al descubierto.

El plan del Gobierno se suma al de otros países europeos que también han impulsado la prohibición del burka o velo integral.

Bulgaria el pasado viernes restringió su uso en público, mientras que la cámara baja de Suiza aprobó un proyecto de ley sobre la misma prohibición.

Francia y Bélgica por su parte, prohibieron tanto el burka y el niqabNoruega