15.2 C
Santa Fe
jueves 26 de mayo de 2022

En Colón son más los que se van que los que vienen

Te puede interesar

Broun, Carranza, Clemente, Pereyra, Torres, Poblete, y varios juveniles no serán parte del plantel rojinegro desde mañana. Y los refuerzos se los nombra más en potencial que otra cosa.

Para Colón el campeonato terminó el domingo, tras el empate ante River en el Brigadier López. La mayoría de los jugadores están de vacaciones, que durarán hasta el 10 de julio, día que el cuerpo técnico sabalero determinó para la vuelta a los trabajos para encarar la pretemporada de cara al próximo torneo, con el agregado cautivante de participar en un certamen internacional como la Copa Sudamericana.

Pero los dirigentes que manejan el fútbol en Colón (Vignatti y un par, nadie más) están abocados, junto a Eduardo Domínguez, que “no está pero está”, en la tarea de convencer primero y contratar después a futbolistas que vengan a reforzar el plantel rojinegro, que a partir de mañana se verá diezmado a raíz de la cantidad de vencimientos de contrato; además se sumarán, seguramente, algunas ventas.

Jorge Broun, Jorge Carranza, Clemente Rodríguez, Gerónimo Poblete, Fidencio Oviedo, Iván Torres, Facundo Pereyra, más algunos juveniles o futbolistas que no han tenido demasiado protagonismo, son los que, a esta altura, dejarán de pertenecer a la entidad de barrio Centenario. A ellos hay que agregarles la posibilidad de que Germán Conti y Nicolás Leguizamón emigren a otros clubes.

La sangría de futbolistas es relevante y al tener dos competencias por delante, la necesidad de sumar refuerzos es grande. Por ahora se han dado a conocer muchos nombres, pero nada es concreto.

Marcos Díaz (Huracán), Germán Montoya (Belgrano) y Gabriel Arias (Defensa y Justicia) para el arco; Gustavo Toledo (Independiente), Cristian Chimino (Temperley) y Martín Nervo (Huracán) para reforzar la defensa; Matías Fritzler (Huracán), Francisco Cerro (Racing) y Julián Vitale (Independiente) para sumar al mediocampo; y hay intenciones de traer un delantero (dos si se va “Legui”).

En las últimas horas, también habría surgido el apellido de un joven delantero. Se trata de Agustín Bouzat, que termina su vínculo con Defensa y Justicia y debe regresar a Boca, dueño de su pase. En principio, no sería tenido en cuenta por Guillermo Barros Schelotto y es por ello que hay muchos que lo buscan, uno de ellos sería el Sabalero.

Tiene 23 años y jugó el último partido de Copa Sudamericana con el Halcón en la victoria 1-0 ante Chapecoense de Brasil. Al respecto, aún no hay nada en concreto por lo que no puede asegurarse que el jugador vendrá a Santa Fe.

Esos son los hombres que están en “danza”. De ahí a que se concrete alguna operación con algunos de ellos es otra cosa. Por ahora todo se conjuga en potencial, pero el tiempo pasa, y Domínguez querrá tener alguna definición el lunes 10 de julio, cuando comience la pretemporada en el predio Ciudad Fútbol.

 

[comentarios]

Últimas noticias