Durante las negociaciones con Nación, CGT ha propuesto – a cambio de suspender el paro nacional previsto – que todos los empleados públicos y privados reciban un bono compensatorio -por la inflación- de fin de año, por un valor de $5000 a pagar en dos tramos (noviembre y enero).

Si bien no hay confirmación oficial de la medida, el Centro Comercial de Santa Fe hace saber, a través de un comunicado, que, aunque desde el sector están a favor del fortalecimiento del mercado interno, muchos pequeños y medianos empresarios no están en condiciones de afrontar tal erogación, sobre todo teniendo en cuenta la caída en las ventas registrada durante el último año y el notorio incremento de los costos fijos.

Aquí, el comunicado: