El Ministerio de Salud junto a la Secretaría de Estado de la Energía trabajan sobre un proyecto de readecuación del tendido de gas en todo el inmueble.

El Ministerio de Salud provincial, a través de la secretaría de Gestión Territorial de Tercer Nivel de Salud, informó que se lleva adelante el reacondicionamiento del tendido de gas en el hospital Provincial, luego de los inconvenientes registrados en uno de los medidores del hospital, lo que provocó la falta de suministro en algunas áreas.

Según un comunicado de la secretaría de Gestión Territorial de Tercer Nivel, junto a la dirección de Arquitectura del Ministerio de Salud y la dirección del Hospital, llevaron a cabo inmediatamente un relevamiento de la situación junto a Litoral Gas y de común acuerdo se optó por cortar el suministro en ese medidor para garantizar la seguridad del personal y de los usuarios del hospital.

El subsecretario Territorial de Tercer Nivel, Adrián Rascón, señaló que “comenzamos un plan de contingencia de inmediato, con la colaboración de todos los trabajadores, de los sindicatos y de la dirección del hospital para garantizar la atención sanitaria, siguiendo los lineamientos acordados hasta que se normalice la situación”.

Por otra parte, el Ministerio de Salud junto a la Secretaría de Estado de la Energía trabajan sobre un proyecto de readecuación del tendido de gas en todo el inmueble en tres etapas, del cual solo resta finalizar la última, con acciones a través de la utilización de energías renovables, mediante una nueva red mixta y con instalación de paneles fotovoltaicos y termotanques de energía solar.

De este modo, se instalan termotanques eléctricos en las áreas afectadas para garantizar el suministro de agua caliente mientras se avanza con las obras que pertenecen a la tercera y última etapa del proyecto, que cuenta con la aprobación de Litoral Gas, que finalizaría antes de la llegada del invierno.

El concejal justicialista Roberto Sukerman había denunciado este martes que el suministro de gas en el hospital Provincial permanecía cortado desde la semana pasada. En una recorrida junto con los trabajadores del efector, el edil había alertado además sobre el “deterioro notable” del edificio.