28 C
Santa Fe
sábado 4 de diciembre de 2021

Se invertirán $ 400 millones en pavimentar calles de cuatro localidades

Foto: Prensa GSF

Te puede interesar

“Estamos sentando las bases para mejorar la calidad de vida de los vecinos y generando mejores condiciones para el desarrollo económico”, manifestó el gobernador Lifschitz.

El gobernador Miguel Lifschitz firmó este lunes cuatro convenios para pavimentar calles de las localidades de Laguna Paiva, Arroyo Aguiar, Monte Vera y Santa Fe, que requerirán una inversión cercana a los 400 millones de pesos.
En el marco de programa “Pavimentación de calles urbanas y obras complementarias”, la iniciativa tiene como objetivo financiar la pavimentación de calles urbanas en municipios y comunas de toda la provincia, de las cuales seis ya se encuentran con obras en ejecución. El plan surge como una alternativa propuesta por el gobierno provincial ante la deuda histórica en materia de coparticipación que mantiene el gobierno nacional con Santa Fe.

“El pavimento es una infraestructura básica para el ordenamiento urbano, porque permite tener desagües pluviales, veredas como corresponde, cordón cuneta, alumbrado y calidad urbana”, indicó Lifschitz.

“Durante estos años me encontré con localidades pequeñas que no tenían ninguna cuadra pavimentada; y en las grandes ciudades siempre hay barrios y zonas de la ciudad que no tienen esa infraestructura fundamental. Eso fue una preocupación desde el primer día de gestión”, remarcó Lifschitz.

“Entre las propuestas que le hicimos al gobierno nacional para resolver la deuda con la provincia, siempre pusimos como prioridad el tema de los recursos que le correspondían, dentro de esa deuda, a los municipios y comunas. Entendíamos que eso debía ser saldado de manera más rápida, porque sabemos de la urgencia que tienen los gobiernos locales para resolver este tipo de inversiones que son muy importantes”.

“Hace años atrás era posible la contribución del frentista para ejecutar las obras de pavimentación pero el aumento de los costos de las últimas décadas y la situación económica general fueron alejando esa necesidad, por lo cual la necesidad de la inversión pública es indispensable para hacer posible estos proyectos. Por eso, al demorarse la negociación de la deuda con Nación, propusimos contraer un crédito con el Banco Mundial para cumplir el mismo objetivo pero, lamentablemente, la demora en la aprobación legislativa y las complicaciones de los mercados financieros nos impidieron acceder a ese financiamiento”.

“Finalmente tomamos la decisión de hacerlo con recursos propios, no en la magnitud que hubiéramos querido sino en una proporción más limitada, atendiendo a la parte de deuda que le hubiera correspondido a cada localidad, adelantarlo con recursos propios de la provincia”, destacó.

“Tenemos que seguir con este ritmo de inversión, para eso es necesario que los próximos gobiernos, la próxima Legislatura y los próximos gobiernos locales, mantengan esta impronta que en conjunto hemos logrado en este tiempo”.

“Además, estamos sentando las bases para mejorar la calidad de vida de los vecinos en cada uno de los pueblos y ciudades, y también generando mejores condiciones para el desarrollo económico, el establecimiento de las empresas, la generación de empleo; y esto se ve sobre todo en el interior de la provincia, porque allí donde llega la infraestructura se abren oportunidades y posibilidades para la radicación de empresas”.

Por último, Lifschitz agradeció “a los gobierno locales la colaboración, porque este es un trabajo conjunto; los proyectos ejecutivos los han preparado los municipios y la implementación de las obras la van a hacer los propios gobierno locales; y con los recursos de la provincia hacemos una combinación virtuosa que permite hacer posible este tipo de iniciativas”.

CON APORTES DEL TESORO PROVINCIAL

Por su parte, el ministro de Economía, Gonzalo Saglione, afirmó que “estos cuatro convenios del departamento La Capital, que se suman a más de 70 que hemos firmado en lo que va del año, se enmarcan en un programa propuesto por el gobernador Miguel Lifschitz y que inicialmente estaba pensado con un financiamiento del Banco Mundial, y que por las vicisitudes de la macroeconomía nacional que todos conocemos hasta el momento no se ha podido concretar. En consecuencia, hemos decidido elevarlo en el presupuesto 2019, para que con aportes del Tesoro Provincial podamos llevar adelante estas obras en las 363 localidades de la provincia”, agregó el funcionario.

“Siempre destacamos que en este programa se encierran dos elementos característicos de nuestra gestión de gobierno: por un lado, el acompañamiento continuo a los gobiernos locales. Estas son obras básicamente, de responsabilidad del municipio, y aquí es el gobierno de la provincia quien destina recursos de su propio presupuesto para poder brindar ese apoyo financiero y que los municipios y comunas ejecuten las obras”.

“El segundo elemento tiene que ver con la apuesta por la inversión pública. En este programa, los recursos se vuelcan íntegramente a ejecutar obras urbanas que van a generar impacto no solo una vez que la cuadra esté pavimentada, si no también en el empleo en el sector de la construcción”.

“A través del programa ya hay hoy obras en ejecución en varias localidades del provincia y hay muchas otras en procesos licitatorios. Estamos adelantándole a los municipios recursos que le corresponden a cada uno de ellos en virtud de la deuda que Nación mantiene con los santafesinos. En todos estos años, a todos le constan las gestiones que hemos realizado y la búsqueda de acuerdos con el Estado nacional. Lamentablemente, al no existir todavía ese acuerdo, los recursos no han llegado, pero lo cierto es que las necesidades de obras en cada uno de los municipios y comunas existen”.

Por último, el ministro afirmó que “el convenio que hoy firmamos supone un compromiso de transferencia de recursos a cada uno de los cuatro municipios o comunas, que se van a ir transfiriendo mes a mes, contra el avance concreto de las obras que cada uno de estos municipios han presentado a consideración del gobierno de la provincia”.

PROYECTOS Y MONTOS

Los convenios firmados durante el acto fueron elaborados en base a proyectos presentados previamente por las respectivas localidades.

En el caso de la comuna de Arroyo Aguiar el monto es de $ 1.612.300,36 para el proyecto de pavimentación de calle Corrientes entre Castelli y Sarmiento. Mientas que para Laguna Paiva el monto otorgado es de $ 16.085.284,87, destinados a la pavimentación de 17 cuadras de la ciudad. En Monte Vera el proyecto contempla la pavimentación de 11 cuadras por un monto de $ 7.156.915,42.

En tanto que para la capital santafesina, el convenio es por un monto de $ 362.290.848,22 destinado a la pavimentación de 100 cuadras de la ciudad. Por sus dimensiones, las obras se harán a través de terceros tras un proceso de licitación.

EL PROGRAMA

El objetivo del plan es transferir recursos a municipios y comunas destinados exclusivamente a obras de pavimentación de calles urbanas y obras complementarias. Para esto, y tras la sanción de la ley Nº 13.751, que ya fue aprobada por el Senado, la provincia se encuentra gestionando un crédito con la Corporación Financiera Internacional del Grupo del Banco Mundial por 300 millones de dólares destinado a tales efectos.

Mientras las gestiones del crédito se encuentran en trámite, el gobierno provincial transferirá los $ 3.143.604.649,38 a los municipios y comunas a medida que éstos presenten los proyectos para comenzar con la ejecución de las obras. Mediante esta decisión, la provincia tiene como objetivo que, a pesar del contexto económico de recesión que vive el país, desde Santa Fe pueda reactivarse la economía, impulsando la continuación de obras que generan empleo y movimiento en el mercado interno.

Al plan pueden acceder los 363 municipios y comunas de la provincia, de lo cuales 185 ya presentaron proyectos; 72 firmaron convenios; 28 se encuentra en proceso licitatorio; mientras que en seis localidades ya se encuentran en distintas etapas de ejecución. El resto de las mismas que quiera formar parte, deberá formular un proyecto de mejoramiento vial, que será aprobado por la provincia, para luego realizar el seguimiento correspondiente de la obra. A través de este plan los gobierno locales pueden ejecutar obras de pavimento de hormigón y de concreto asfáltico, como así también obras complementarias necesarias.

Las modalidades de ejecución establecidas para los municipios y comunas son por administración con equipamiento y personal propio o a través de terceros; cabe aclarar que en las dos modalidades de ejecución deberá realizarse por licitación pública, ya sea para la compra de materiales o ejecución de la obra.

[comentarios]

Últimas noticias