Un chofer de 27 años fue herido en un supuesto asalto a mano armada cuando se disponía a dejar el vehículo en la casa de un compañero. Estaba internado en el Heca y su estado de salud era estable.

 

El conductor fue internado en el Hospital de Emergencias Clemente Álvarez (Heca) y su estado era estable. Marcelo Díaz, integrante de la comisión directiva de la Cámara de Titulares de Taxis de Rosario (Catiltar), confirmó el hecho.

Fuentes del Ministerio de Seguridad provincial informó que este lunes a las 3.50 ingresó un taxi en el Heca conducido por David A. de 35 años, quien contó que llevaba consigo, para su atención, a su compañero Luciano L. de 27 años, que estaba herido por un arma de fuego.

Según indicó ante personal policial, estaba en su casa ubicada en bulevar Oroño al 5200 a la espera de que Luciano, su compañero, le deje el taxi, cuando escuchó detonaciones de un arma de fuego. Cuando salió a la calle encontró en el coche al joven herido y decidió llevarlo hasta el Heca.

El herido manifestó qué mientras se encontraba en el interior del vehículo escuchó una voz y al darse vuelta le efectuaron las detonaciones. Fue examinado y diagnosticado con una herida de arma de fuego en el cráneo encontrándose en estado estable.

Marcelo Díaz, integrante de la comisión directiva de la Cámara de Titulares de Taxis de Rosario (Catiltar), confirmó el hecho y precisó que el conductor habría sido abordado por delincuentes. Se encontró algo de dinero desparramado entre los asientos de la unidad. También se encontraron impactos de bala en el auto.