La Selección Argentina arribó a Riad, donde mañana desde las 14 enfrentará a Brasil en un partido amistoso. La delegación había partido desde Mallorca, donde los futbolistas trabajaron durante la semana de cara a los encuentros con la Verdeamarela y con Uruguay (el lunes).

Después del primer compromiso, los dirigidos por Lionel Scaloni se entrenarán el sábado en la capital de Arabia Saudita y el domingo a primera hora viajarán a Tel Aviv (hay chances de que atrasen el vuelo y salgan por la tarde). Allí, al día siguiente, será el choque con la Celeste a partir de las 16.15.

Ese segundo partido estuvo en duda durante los últimos días a raíz del conflicto que se vive en Israel. El asesinato de uno de los líderes de la Yihad Islámica, Baha Abu al Ata, desató la represalia desde la Franja de Gaza con el lanzamiento de una gran cantidad de cohetes que recrudecieron la tensión en la región.

En relación a la formación, Lionel Scaloni mantiene dos interrogantes. Los 11 serían: Esteban Andrada; Juan Foyth, Germán Pezzella, Nicolás Otamendi, Nicolás Tagliafico o Marcos Acuña; Lucas Ocampos o Giovani Lo Celso, Leandro Paredes, Rodrigo De Paul; Messi, Paulo Dybala y Sergio Agüero.