Un grupo de jugadores de Boca, incluído Carlos Tevez, quedaron atrapados en un ascensor en el hotel que se hospedan en San Juan.


El plantel de Boca Juniors arribó a San Juan y ya se encuentra en el hotel a la espera de lo que será hoy el partido amistoso ante Athletico Paranaense, que se disputará en el estadio Bicentenario a partir de las 22.

Cuando todo parecía normal, hubo una situación que despertó la atención de todos los presentes: Carlos Tevez, Ramón Ábila, Carlos Izquierdoz, Paolo Goltz, Junior Alonso, Iván Marcone, dos kinesiólogos y un empleado de prensa venían de cenar y se quedaron encerrados en el ascensor por unos minutos hasta que pudieron salir. Sus compañeros que estaban afuera se lo tomaron con humor y no faltaron las risas.

Tras el percance, algunos futbolistas se dirigieron al exterior del hotel para firmar autógrafos y sacarse fotos con un más que considerable grupo de hinchas que se acercó a recibirlos.

Miguel Ángel Russo aún no confirmó el equipo titular pero se especula con que habría muchos cambios con respecto a los que vencieron el jueves pasado a Universitario de Lima. El entrenador aprovecharía para rotar y estudiar variantes.

La principal novedad es que dentro de los jugadores que viajaron está Guillermo Fernández, el flamante y único refuerzo del Xeneize en el presente mercado de pases. Pol fue presentado el viernes y aunque parece difícil podría tener minutos.