Un hombre de 80 años que está infectado dejó la embarcación el sábado y ahora otras siete personas presentan síntomas.

 

Una nave de crucero fue puesta en cuarentena al llegar al puerto de Yokohama, en Japón, después de que uno de los pasajeros que desembarcaron en Hong Kong a fines de enero resultó positivo al coronavirus, refirió el ministerio de Salud japonés.

Las autoridades sanitarias tienen intención de controlar las condiciones de los 2.666 pasajeros a bordo y los 1.045 tripulantes. Según la prensa japonesa al menos siete personas presentaron síntomas de la enfermedad y sus resultados serán difundidos hoy.

El hombre infectado con coronavirus es un anciano de 80 años residente en Hong Kong, que bajó de la nave el sábado. Según el ministerio, el hombre había tomado un vuelo de China a Japón el 17 de enero, antes de embarcarse en la nave de crucero Diamond Princess el 20 de enero y luego viajar hacia la excolonia británica.

La nave ya había sido puesta en cuarentena en su ruta de retorno en la isla de Okinawa, pero el gobierno decidió repetir el procedimiento para el acceso al puerto de Yokohama.