Los locales que están exceptuados del aislamiento podrán abrir hasta las 18:00 por el tiempo que dure el aislamiento social, preventivo y obligatorio. La norma y las excepciones.

A través del Decreto N° 62/2020, el Gobierno de Santo Tomé dispuso que los comercios exceptuados del aislamiento social, preventivo y obligatorio deberán funcionar en el rango horario de 8.00 a 18.00 mientras dure el período de cuarentena.

La normativa excluye de su cumplimiento a las farmacias, las estaciones expendedoras de combustibles –que funcionarán de acuerdo a las disposiciones vigentes del rubro–, y los comercios de proximidad del ramo alimenticio (almacenes de barrio y kioscos).

En tanto, establece que las ferreterías, veterinarias, locales de provisión de garrafas, lavanderías y comercios del rubro alimenticio con atención al público (carnicerías, verdulerías, panaderías) podrán abrir dentro de la franja horaria mencionada, siendo obligatorio su cierre a las 18.00.

Por otra parte, los comercios habilitados y autorizados a trabajar bajo o con la modalidad de “delivery” no podrán realizar envíos a domicilio luego de las 23.00 horas.

El cambio de horario de los comercios busca colaborar con el objetivo de evitar la circulación y propagación del COVID-19 en la población, limitar la circulación de los trabajadores y facilitar el control por parte de las autoridades.

El decreto estipula que todos los comercios deberán continuar aplicando las medidas y recomendaciones de los ministerios de Salud de la Nación y de la Provincia sobre distanciamiento social y seguridad sanitaria, tanto para los consumidores como los empleados.

Como se mencionaba anteriormente, la medida regirá desde el 1° de abril de 2020 y durante el plazo de duración de la emergencia pública sanitaria, para los comercios comprendidos en el artículo 6° del DNU N° 297/2020 firmado por el Presidente de la Nación.