Había sufrido una descompensación en un vuelo de Aerolíneas Argentinas proveniente de Madrid y fue asistido por dos médicos que se encontraban entre los pasajeros.

 

Argentinas en Madrid el sábado pasado, sin informar que tenía síntomas compatibles con virus. Sufrió una insuficiencia respiratoria en pleno vuelo y tuvo que ser atendido por dos médicos que se encontraban allí también como repatriados al país, al llegar a Ezeiza fue trasladado en una ambulancia a un centro de salud.

Según contó a TN Federico Riorda Marún, uno de los médicos que lo asistió, el pasajero viajó junto a su esposa y otros dos familiares. Al principio, les informaron que el hombre tenía problemas coronarios pero, cuando su situación se agravó, asumieron que desde hacía una semana presentaba síntomas como fiebre, tos y problemas para respirar, y que se había automedicado con paracetamol.

“Al preguntarle a la familia nos enteramos de que el paciente hizo fiebre una semana, que estuvo con paracetamol de 1 gramo cada seis horas, tres días previo empezó con dificultad respiratoria, tos y agitación, pero no consultó a ningún profesional”, explicó el médico cordobés, y agregó: “En el contexto de la pandemia obviamente lo que sospechamos era una infección por Covid-19. Por eso, decidimos activar el protocolo en la aeronave para que avise en tierra que teníamos un caso sospechoso”.

Fue allí cuando los médicos, ante la imposibilidad de regresar a España, montaron una mini terapia intensiva en el asiento del pasajero y le armaron una bigotera para que pudiera respirar. Además, activaron el protocolo y tomaron recaudos, como la entrega de barbijos a los pasajeros que viajaban cerca de este hombre.

Gracias al trabajo de estos dos profesionales de la salud, este pasajero, oriundo de Neuquén, llegó con vida a la Argentina. En el aeropuerto, intervino Sanidad de Frontera y lo trasladó al Hospital de Ezeiza, en la provincia de Buenos Aires, que dispuso camas especiales para recibir pacientes con covid-19.