Luego de una semana de postergación por una presentación judicial, el crucero Ushuaia amarró esta mañana en el puerto de Mar del Plata, cuyo arribo era resistido a causa de la pandemia del coronavirus Covid-19.


El amarre se produjo luego de la medida judicial dictada por el juez federal Santiago Inchausti tras la presentación realizada por el intendente local Guillermo Montenegro, quien había dicho que el crucero no iba a desembarcar.

El juez resolvió que se le realicen hisopados a los 37 tripulantes del buque, que se encuentra sin pasajeros a bordo, mientras que varias ambulancias se encontraban en la zona portuaria para eventuales traslados a centros sanitarios.

Los controles, realizados en la zona de la escollera norte del puerto, eran supervisados por la secretaria de Salud de la comuna, Viviana Bernabei.

Se estimaba que los tripulantes del buque, que se preveía iba a atracar en el puerto el pasado primero de abril, recién podrán desembarcar este jueves, una vez que se completen los controles.

“Toda la tripulación va a permanecer arriba del barco hasta que tengamos los resultados, que estimamos que pueden estar para mañana”, dijo al portal del diario La Capital Bernabei.