El gobernador de Entre Ríos, Gustavo Bordet, anunció hoy la creación de líneas de crédito para el pago de haberes en micro, medianas y pequeñas empresas instaladas en la provincia, con una tasa de interés del 24% anual.

El mandatario mesopotámico recalcó además que “todos los créditos que se destinen en el marco de la emergencia serán eximidos del impuesto de sello que cobra la provincia”.

En una conferencia de prensa, detalló que las líneas de crédito, a través del Banco de Entre Ríos, serán por un monto de hasta $1.000 millones, con tasa fija del 24 por ciento y un período de gracia de 90 días para comenzar el pago.

De ese monto total, $600 millones podrán ser tomados para capital de trabajo y el pago de haberes; y los $400 millones restante exclusivamente para el pago de haberes de comercios, empresas o firmas que tengan inconvenientes con garantías.

También se establecieron créditos para emprendimientos turísticos de hasta $300.000 a sola firma, con un plazo de 3 años de pago y un año de gracia; y otro de hasta $1.800.000 con garantías reales.

Bordet calificó a los créditos como “estímulos y beneficios para actividades que están sufriendo los efectos económicos de las medidas de aislamiento”, y por eso tendrán “una tasa muy por debajo de la inflación”.

“La economía se puede recuperar, la salud es irrecuperable. Esa es la prioridad clara que tenemos y todas las medidas que tomamos van en ese camino, trabajando articuladamente con Nación y municipios”, dijo el mandatario.

Bordet -al dar cuenta de la conferencia que mantuvo junto al resto de los gobernadores con el presidente Alberto Fernández- dijo que “luego del 13 de abril se tomarán medidas parcialmente, sectorizadas por provincias, delineando cuáles acciones y actividades se podrán desarrollar”.

El mandatario precisó además, que Entre Ríos recibirá alrededor de un 4% del monto total de $20.000 millones que en una primera etapa la Nación girará a los distritos a través de Aportes del Tesoro Nacional (ATN).