Fue en Neuquén. El mensaje iba dirigido a su pareja, con quien pensaba someter a las víctimas, pero lo interceptó una vecina y la denunció.

El aberrante plan quedó al descubierto casi por casualidad cuando la denunciante recuperó el celular que le había pedido prestado la acusada. “Quedó abierto un chat en el que la mujer planificaba con su pareja tener un encuentro amoroso y abusar de sus dos hijas”, detalló una fuente cerca a la causa al portal La Mañana de Neuquén.

La causa fue tomada por el fiscal de Delitos Sexuales Andrés Azar, quien ordenó la inmediata detención de la pareja acusada. En el operativo, también fueron rescatadas las menores y puestas bajo tutela del padre biológico.

Mientras los investigadores reúnen elementos que permitan sostener la acusación, la Defensoría de los Derechos del Niño y el Adolescente, dispuso que una psicóloga asistiera a las nenas “pero no hubo relato porque se negaron a hablar”. Sin embargo, se espera la declaración de ambas en cámara Gesell.

Otro dato que marcará el avance de la causa será el resultado de las pericias forenses que, según trascendió, habrían encontrado algunos indicios que avalan el relato de la denunciante.

La reacción de los vecinos no se hizo esperar. En cuanto se supo la noticia, en el barrio intentaron incendiar la casa de la acusada, pero la policía llegó a tiempo para dispersar a los manifestantes y evitar que se perdieran posibles evidencias importantes para la investigación.