Anoche se tiroteó con la policía de Lomas de Zamora, resultó herido y fue detenido.

Cristian Gatti, de 41 años, participó el 25 de abril pasado del motín en el penal de Devoto, donde los internos temían posibles contagios de coronavirus.

Al día siguiente recibió prisión domiciliaria. Pero en menos de 15 días, volvió a delinquir. Junto a otros dos delincuentes, todos fuertemente armados, cometieron un robo modalidad “entradera” en la calle Falcón y Piaggio, en el centro de Lomas de Zamora.

En el robo emplearon un auto radicado en Villa Caraza, Lanús, a través del cual la policía llegó hasta el lugar donde estaban los malvivientes.

Constituidos en el lugar, los efectivos a cargo del Comisario Inspector Ricardo Mocchetti, Jefe de Policía de Lomas de Zamora, y el Comisario Gabriel Pauloni, Jefe de Comisaria Primera, supervisados por el Comisario General Horacio Jaquet, montaron una vigilancia encubierta hasta dar con los delincuentes.

Ya con orden de allanamiento, la policía los abordó cuando a las 22 horas se subían nuevamente al auto.

Los malvivientes se resistieron y efectuaron disparos hacia los efectivos, y se inició una persecución, hasta que en Ayolas y Morazan, de Villa Fiorito, fueron interceptados por un móvil del Comando de Patrullas, donde se produjo un nuevo enfrentamiento y uno de ellos, Gatti, fue capturado.

Con una herida en el abdomen, Gatti fue trasladado al Hospital Gandulfo.

En el allanamiento se secuestraron armas y el dinero sustraído en la tarde, además de otros efectos de interés.

Interviene la Fiscalía Nro. 11 de Lomas de Zamora, que caratuló los hechos como “Robo doblemente agravado por cometerse en poblado y en banda, con uso de arma de fuego, atentado y resistencia a la autoridad, tenencia ilegal de arma de guerra y arma de uso civil”.