La adolescente de 15 años apretó por equivocación el acelerador, golpeó a su padre y chocó contra un árbol.

En las últimas horas, una familia sufrió una inesperada tragedia que resultó en la muerte del hombre de la casa. Todo ocurrió cuando una joven de 15 años le pidió a su padre que le enseñe a estacionar. Ambos, aprovecharon el confinamiento a raíz de la pandemia del coronavirus para transitar las calles vacías sin peligro alguno. Sin embargo, la ausencia de coches a su alrededor no bastó para librarse de una desgracia.

El hecho ocurrió en en la localidad Taron Springs, en el estado de Florida, Estados Unidos. Padre e hija se dirigieron a un parque de la ciudad para pulir las prácticas de manejo. En el momento que el hombre le quiso enseñar a estacionar, pasó lo peor.

El diario Tampa Bay Times, informó que el padre se encontraba frente a la camioneta Ford F-150 mientras le daba indicaciones a su hija sobre cómo estacionar de culata. Al seguir sus pasos, la joven se equivocó y pisó el acelerador. De esta manera, golpeó fuertemente a la víctima de 46 años y chocó contra un árbol.

Inmediatamente, la adolescente bajó de la camioneta para asistir a su padre. Llamó a las autoridades, quienes cuando llegaron se encontraron con la desgarradora escena. Hasta el momento, el hombre tenía signos vitales. Lo trasladaron de urgencias al hospital. No obstante, arribó sin vida a la institución.

Días previos al terrible accidente, el Instituto de Transporte de la Universidad de Texas recomendó a los padres que aprovechen la falta de tráfico en plena cuarentena para enseñarles a sus hijos a manejar.