Durante la jornada de este martes hay reducción de presión en el servicio de agua por los trabajos de limpieza.

Este martes por la mañana, Aguas Santafesinas (Assa) realizó tareas de mantenimiento en la toma de agua ubicada en el río Colastiné. “La tarea de los buzos tácticos ya terminó y ahora iremos recuperando el servicio de forma escalonada, no es algo inmediato”, comentó Germán Nessier, vocero de Assa, en diálogo con El Litoral durante el mediodía.

Respecto de los trabajos llevados adelante, Nessier detalló: “Los buzos hicieron la limpieza de las rejas que protegen a los caños que captan el agua del río. Estas rejas sirven para evitar que ingresen elementos sólidos dentro del caño, como camalotes, peces grandes y moluscos que se reproducen mucho y generan barreras. Estos se deben remover de forma manual”.

Por estos trabajos programados, la presión de agua potable se redujo en toda la ciudad. “La recuperación total del servicio será en el transcurso de la tarde”, anticipó Nessier. Estas tareas de mantenimiento anteriormente se habían llevado adelante en la toma Hernández, ubicada en el riacho Santa Fe. “Son tareas que realiza la empresa para asegurar la prestación del servicio en el marco de la bajante”, señaló el vocero.

Desde Assa solicitan usar responsable y solidariamente el agua potable, sobre todo cuando se realizan este tipo de trabajos. “Por la bajante y por la pandemia de coronavirus debemos ser prudentes en el manejo del servicio para cuidar la salud”, destacó Nessier.