Dos centros de alistamiento, cada uno con capacidad de 700 camas para el tratamiento de pacientes con coronavirus, comenzaron a ser instalados en el barrio porteño de Retiro, cerca del Barrio 31, uno de ellos construido por el Ministerio de Transporte de la Nación y otro por el Ejército.

En este sentido, el ministro de Defensa, Agustín Rossi, precisó que para la instalación de uno de esos centros se están utilizando “contenedores que la minera Barrick le cedió a las Fuerzas Armadas, porque estaban desarmando un campamento en San Juan”.

En tanto, desde el Ministerio de Transporte, encabezado por Mario Meoni, indicaron que “armar un centro de aislamiento en la Terminal de Cruceros fue un ofrecimiento que le hizo oportunamente el ministro Meoni al Presidente (Alberto Fernández) y anoche se resolvió avanzar con este proyecto, por lo que ahora se está trabajando en la implementación”.

De esta forma, se sumarán 1.400 camas para la atención de pacientes de coronavirus, con el foco puesto en los contagios en el Barrio 31.

La incorporación de ambos espacios fue uno de los temas presentes en la reunión que mantuvieron ayer en Olivos el presidente Alberto Fernández con el ministro de Transporte, Mario Meoni, y de la que participaron el jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, Horacio Rodríguez Larreta y el gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, entre otros.

“El objetivo es contar con un lugar cercano a la Villa 31 para atender los casos que se presenten allí”, explicaron desde el Ministerio de Transporte, quienes detallaron que también se ofreció “montar un centro similar en la zona del Museo Ferroviario, en Retiro, donde hay espacios que se pueden adaptar fácilmente a esta dinámica”, aunque esta iniciativa -indicaron- se encuentra aún en “etapa de evaluación”.

Por su parte, en declaraciones a El Destape Radio, el ministro de Defensa consignó que la instalación del centro de alistamiento por parte de las Fuerzas Armadas fue comunicada ayer por el mandatario a los referentes de barrios populares de la Ciudad de Buenos Aires con quienes se reunión en Olivos.

Según se informó oficialmente, el Estado nacional pondrá a disposición un edificio cercano al barrio Padre Mugica (31) con 700 camas, que servirá como espacio de aislamiento, así como la realización de testeos.

“Nosotros trasladamos los contenedores y teníamos un espacio que la Justicia devolvió al ministerio de Defensa en la zona del apostadero naval. Con esos contenedores y otros que teníamos de las misiones en Haití estamos construyendo el centro de aislamiento”, precisó este jueves Rossi.

El ministro indicó que los contenedores tienen “todas las capacidades, con aire acondicionado, calefacción y todo el equipamiento médico que va a aportar el hospital naval Pedro Mallo”.

“Estuvimos trabajando para dotar a este centro de los servicios de electricidad, cloacas y se lo comenté al Presidente y al jefe de Gabinete y se mostraron entusiasmados, y allí está la posibilidad de que se use para el aislamiento de la gente de la Villa 31”, subrayó el funcionario.