El caso conmociona al condado de Kendall , en Miami. La mujer se enfrenta a los cargos de asesinato en primer grado e intento de asesinato premeditado.

Un video, captado por una cámara de seguridad el pasado 21 de mayo muestra el momento en el que Patricia Ripley empujó a su hijo Alejandro, de 9 años a un canal en el que sería el primer intento de acabar con la vida de su hijo. En esa ocasión vecinos del lugar oyeron los gritos de Alejandro y lograron salvarlo.

Según las investigaciones, alrededor de una hora después, la mujer llevó al niño a otro canal donde logró cumplir con su cometido. Posteriormente, la madre dijo a la Policía que su hijo había sido secuestrado por dos desconocidos. Tras varias horas de búsqueda, el cadáver de Alejandro fue descubierto a unos 6 kilómetros del lugar donde, según la madre, había sido raptado.

Ripley fue detenida acusada asesinar a su hijo y de haber intentado ocultar el crimen con una denuncia falsa de secuestro y se enfrenta a los cargos de asesinato en primer grado e intento de asesinato premeditado.

ADVERTENCIA: El siguiente video puede herir su sensibilidad: