La cifra surge de la proyección que hizo el CUEC sobre la base del relevamiento del Centro Comercial, según el cual en los últimos dos meses 75 negocios cerraron sus puertas en la ciudad.

Alrededor de 300 empleados de comercio quedaron sin trabajo en la ciudad de Santa Fe a raíz de la crisis generada por la pandemia de coronavirus y el aislamiento obligatorio. Así lo estimó el secretario gremial del CUEC, Daniel Vázquez, según la proyección que hicieron desde el sindicato tomando como referencia un estudio del Centro Comercial.

En el informe, la entidad que nuclea a los empresarios del sector relevó 75 locales que cerraron sus puertas entre marzo y mayo de 2020, situados en la peatonal, las calles perpendicualares a San Martín, Boulevard y las principales avenidas.

Según especificó Vázquez, las más afectadas por la coyuntura actual son las tiendas de indumentaria y calzado. Mientras tanto, aquellos rubros que estuvieron habilitados desde un principio, como los supermercados, no sumaron trabajadores, indicó.

Ante esta preocupante situación, recomendó a los empleados que se acerquen al CUEC para revisar las indemnizaciones y liquidación final que les corresponde, y así buscar “un mutuo acuerdo” con la patronal.