El diputado del Frente Renovador-PJ coordinó una nueva reunión para tratar el proyecto de inclusión de los sectores vulnerables a la educación virtual. Esta vez el presentador del encuentro fue el reconocido docente e investigador Gustavo Zorzoli, ex Director del Colegio Nacional Buenos Aires. Participaron entidades gremiales, representantes de movimientos sociales, docentes y directivos de escuelas de toda la provincia.

Como lo viene haciendo desde que presentó su proyecto en la Cámara Baja santafesina – el que actualmente se encuentra en la comisión de Educación-, Oscar Martínez convocó a un nuevo encuentro virtual para debatir su factibilidad y puesta en funcionamiento. En esta oportunidad el presentador y orador principal del encuentro fue Gustavo Zorzoli, reconocido docente e investigador que entre otras cosas fue Rector del Colegio Nacional de Buenos Aires y Director de los Ingreso a las Escuelas de Enseñanza Media de la UBA (1996-2010). Además fue asesor pedagógico del programa ¨¿Neuro Qué? del canal Paka Paka y jurado del programa ¨EUREKA¨ del canal Encuentro. Hoy en día además de ejercer la docencia, es asesor de la Secretaría de Asuntos Académicos de la UBA y Director de la Escuela de Formación Olímpica (EFO).

Al comienzo del encuentro, Zorzoli dejó en claro su apoyo al proyecto considerando que es prioritario que así como se fortaleció el sistema sanitario lo haga el sistema educativo. “Para que eso ocurra necesitamos que el Estado también invierta y haga lo propio como se está haciendo en salud. El proyecto que estamos debatiendo hoy va en esta dirección, y se convierte en la herramienta fundamental para que nuestros estudiantes tengan la posibilidad de acceder a internet y a un dispositivo electrónico. El Estado tiene que hacer un gran esfuerzo que debe ir acompañado también de un esfuerzo de las grandes empresas que suministran tecnología y que suminstran internet, para que llegue a la mayor cantidad de lugares posibles”, expresó.

“Si nosotros los docentes -continuó- no tenemos conexión con nuestros estudiantes vamos a tener una gran dificultad a mediano plazo, que es que sobre todo en la escuela secundaria muchas y muchos jóvenes empujados por la precariedad de la economía, terminen abandonando la escuela. Es decir, la falta de un vínculo estrecho de estos jóvenes con el sistema educativo en general y con sus docentes en particular en estos meses, puede significar sin dudas su alejamiento definitivo del sistema educativo. Por eso la gran importancia de este proyecto es que posibilita ese encuentro entre docentes y alumnos, primordial no sólo para la enseñanza sino también para el mantenimiento del vínculo de los alumnos con las escuelas.”

“Antes todas las mañanas tocaba un timbre o sonaba una campana y se abría una gran puerta, la puerta de la escuela. Hoy la puerta de la escuela es internet, y si esa puerta no se abre será muy difícil que se produzca un encuentro pedagógico entre estudiantes y docentes. La perspectiva de que la puerta física de la escuela se abra a corto plazo es casi imposible, por lo que es urgente que el Estado arbitre los mecanismos necesarios para garantizar una educación virtual igualitaria para todos nuestros estudiantes.”

Por su parte, el autor del proyecto, manifestó al respecto que “la pandemia nos ha afectado a todos, pero es indudable que a algunos los ha afectado especialmente. Nosotros quisimos abordar el tema educativo desde la perspectiva de quienes están en situación de vulnerabilidad. Niños, niñas y adolescentes que están llevando a cabo el ciclo lectivo 2020 con enormes dificultades por no poder acceder a la tecnología y a la conectividad que se necesita. Existe una gran asimetría entre aquellos alumnos que tienen acceso a todos los contenidos y clases virtuales y aquellos que sólo pueden educarse en este tiempo con un cuadernillo que se les entrega cada quince días.”

Además, explicó que este proyecto está basado en experiencias exitosas que fueron diseñadas a nivel nacional para acercar las tecnologías de la información y las Comunicaciones al sistema educativo como fue el Plan Conectar Igualdad. Respecto a esto el legislador dijo que “conociendo las enormes restricciones económicas que están sufriendo también los Estados hemos planteado que a diferencia de lo que fue el plan Conectar Igualdad este programa establezca que se otorgue un dispositivo a demanda, es decir sólo a aquellos sectores vulnerables que lo requieran para poder vincularse con el sistema educativo. Esto a través de un proceso simple donde los padres elaboren una declaración jurada y ésta sea entregada a través de los establecimientos educativos que hoy más que nunca tienen clara conciencia de la realidad de cada uno de los alumnos.”

Asimismo relató que actualmente el gobierno de la provincia se encuentra realizando un relevamiento de la situación de los alumnos de todo el territorio, y que de acuerdo a las estadísticas entre un 17 y un 24 por ciento de ellos -en primarias y secundarias- no tienen acceso a la educación virtual. Y recordó que su proyecto plantea la habilitación de datos móviles tanto para los docentes como para los alumnos posibilitándoles la vinculación con los sitios de contenido educativo que tiene el Ministerio de Educación de Santa Fe. Agregó además que está en permanente contacto con dicho Ministerio y también con los gremios docentes, tratando con éstos últimos el tema de la situación económica del sector y planteando por ejemplo la posibilidad de otorgar créditos a tasa cero para que los docentes puedan acceder a la compra de dispositivos electrónicos para el dictado de las clases virtuales.

“Como explicó Gustavo Zorzoli, si nosotros no mantenemos el vínculo a través de la educación virtual entre el alumno y el establecimiento educativo y el docente, los índices de abandono de la provincia se van a disparar inevitablemente. Ha sido importante el cuadernillo, fue el primer gesto del Estado en la vinculación con los alumnos pero ya es hora de que avancemos un poco más sobre todo teniendo en cuenta que la educación presencial no va a volver de manera plena hasta dentro de varios meses. Hay que aprovechar esta crisis para convertirla en una oportunidad; una oportunidad de brindar infraestructura y eliminar las desigualdades en materia educativa,” finalizó Martínez.