Agobiados por la falta de trabajo, un grupo de artesanos, feriantes y artistas callejeros, se movilizó hasta el palacio municipal para solicitar asistencia alimentaria o bien la reapertura de las ferias. Por tratarse de trabajadores informales no recibieron nada de los distintos niveles de gobierno.

Dentro de las actividades no esenciales afectadas por la cuarentena, los artesanos son uno de los sectores más castigados ya que sus ventas se realizan en ferias, y por el momento no se contempla la reapertura.

Agobiados por la falta de trabajo, un grupo de artesanos, feriantes y artistas callejeros llevó este miércoles el reclamo hasta la misma puerta de la Municipalidad de Rosario por una asistencia alimentaria y por alternativas para volver a trabajar .

Por tratarse de trabajadores informales, los artesanos no reciben ningún tipo de ayuda por parte de la Nación, provincia o municipio.

Los trabajadores plantearon mediante un comunicado la grave situación en que se encuentran los artesanos, feriantes, artistas y trabajadores callejeros de Rosario y sus alrededores, no sólo de la ciudad sino en toda la provincia y el país.

Además presentaron a las autoridades municipales un petitorio donde solicitan una serie de ayudas debido al cierre de la ferias consecuencia de la cuarentena dispuesta por el gobierno nacional.

El reclamo es para lograr una ayuda con alimentos saludables y frescos que llegue a la totalidad de los trabajadores, al menos, una vez por semana mientras dure el aislamiento o una tarjeta de alimentos.

También solicitan la reapertura de las ferias y los espacios públicos donde desarrollan su trabajo con los protocolos pertinentes, o bien un subsidio (equivalente a un plan social) mientras permanezca cerrada la actividad.

“La mayoría de los artesanos y artistas independientes de la ciudad de Rosario, vivimos del ingreso obtenido en la feria y en la calle y al no percibir  un ingreso mínimo torna imposible nuestra propia subsistencia, por otra parte el decreto nacional prohíbe el funcionamiento de la feria y no incluye una consideración al respecto de la situación económica que afecta a la gran cantidad de familias de artesanos, feriantes, artistas y trabajadores callejeros que vivimos de nuestras artesanías y trabajos”, señalaron los trabajadores movilizados.