El gobernador de Neuquén, Omar Gutiérrez, encabezó la apertura de 10 de 29 aerogeneradores de Vientos Neuquinos, en el paraje Bajada Colorada.

El gobernador de Neuquén, Omar Gutiérrez, inauguró este martes el primer parque eólico de la provincia, ubicado en el paraje Bajada Colorada, que funcionará en una primera instancia con 10 aerogeneradores de los 29 disponibles.

Gutiérrez definió la jornada como “un día histórico” para todo el territorio neuquino y precisó que la Compañía Administradora del Mercado Mayorista Eléctrico (Cammesa) realizó el lunes las pruebas correspondientes en el parque Vientos Neuquinos y “dio su aprobación para que el parque eólico empiece a generar energía, y entregarla al sistema interconectado nacional con sus primeros diez aerogeneradores”.

Alberto Fernández visitó Neuquén y La Pampa para inaugurar obras y firmar convenios
A su vez, el gobernador recordó la vigencia de la ley 27.791 que “pone como objetivo que para 2025 el consumo de la energía debe tener un 20 por ciento proveniente de fuentes de generación limpias; y éste es un caso concreto aquí en la provincia”.

Para el funcionario, el parque eólico también forma parte de un nuevo atractivo turístico, lo que “es ampliar la matriz energética y económica de la provincia, generando desarrollo social”.

El acto contó con la participación de los intendentes de las localidades de Piedra del Águila, Julio Hernández, y de Picún Leufú, Carlos Castelblanco.

Hernández enfatizó en agradecer “a todas las personas que trabajaron en la obra, en un momento tan complicado” como el que atraviesa toda la población por la pandemia de coronavirus Covid-19..

En tanto, Castelblanco expresó que “se trata de una jornada de emoción y alegría por este parque que sumará energía” a todo Neuquén , “a la que se la reconoce tanto por la energía hidráulica como por sus hidrocarburos y su turismo”.

De acuerdo a lo detallado por la goberbación, la inversión total del proyecto es de US$ 130 millones, y la empresa AES (EE.UU.) está a cargo de la construcción que contará con un total de 29 aerogeneradores, para producir 100 MW (megavatios) destinados a grandes consumidores privados.

Esos aerogeneradores tienen componentes fabricados en varios países que se ensamblan en la fábrica Fadea de Córdoba, mientras que las aspas son importadas de China, llegan al puerto de San Antonio Oeste, en Río Negro, y se transportaron en camiones hasta Bajada Colorada con operativos especiales de tránsito, informó Neuquén.

Este traslado se inició en septiembre de 2019 y demandó más de ocho meses para transportar 638 dovelas, 87 aspas y 29 generadores, para las 29 torres que conforman el parque.