El brigadista trabajaba para combatir las llamas en uno de los 40 focos que se activaron a lo largo de este fin de semana en las islas.

Un bombero fue trasladado esta tarde al Hospital de Emergencias Clemente Alvarez (Heca) descompensado y con principio de asfixia, producto de las intensas tareas que realizan en las islas para combatir los incendios que ya de deboraron más de 6 mil hectáreas.

El brigadista Mario Flores, de 40 años, fue rescatado cerca de las 13.45 por medio del helicóptero sanitario UTV Aeroemergencias que posee el Servicio Integrado de Emergencias Sanitarias (Sies), según precisaron a La Capital, aunque su vida no correría peligro.

Inmediatamente se activó el “código rojo” por medio de la Federación de Bomberos Voluntarios y el agente fue trasladado en helicóptero hacia el Heca, donde las autoridades ya habían montado el operativo sobre avenida Pellegrini para que la nave pueda descender para trasladar al bombero hacia la guardia.

Según anticiparon, el hombre se descompensó a raíz de un principio de asfixia mientras combatía las llamas en una zona de focos activos al norte del puente Rosario – Victoria, entre Capitán Bermúdez y San Lorenzo, donde aún quedan focos activos de la decena de incendios registrados a lo largo de este fin de semana.

Hasta el momento, el frente de incendios abarca un radio de entre 12 y 18 kilómetros, lo cual perjudica y pone en riesgo la vida de los agentes que combaten las llamas en las islas que se encuentran frente a las costas de Rosario y el cordón industrial.