Cumpliendo las medidas de aislamiento social preventivo, las personas se acercan durante la noche a homenajear al exgobernador en el que fuera su domicilio rosarino.

Algunas personas se acercan hasta la casa donde viviera el ex Gobernador Hermes Binner en Rosario, quien falleció este viernes al mediodía, luego de estar internado en su ciudad natal -Casilda- a causa de una neumonia grave.

Llegan amigos, militantes socialistas y algunos políticos de la ciudad y van dejando flores y mensajes, según se puede ver en las fotos.