En una entrevista el referente de izquierda consideró que el importe actual no es suficiente en el marco de la pandemia.

El diputado del Frente de Izquierda, Nicolas del Caño, impulsó la idea de implementar el pago de un Ingreso Familiar de Emergencia (IFE) de 30.000 pesos para los sectores más perjudicados por la pandemia de coronavirus y consideró que es “urgente” la aplicación del impuesto a las grandes fortunas.

En una entrevista con Vía País, Del Caño aseguró que “no se puede separar salud de economia” y destacó que “la unica forma de unir” esas variables “es tomando medidas que afecten a los sectores más concentrados“, entre las que se encuentra el impuesto a las grandes fortunas.

De esa manera, afirmó que se “podía lograr un IFE de 30.000 pesos que no es el mismo que el de 10.000 que termina siendo de 5.000 para el grupo familiar“. En ese sentido, opinó que “sería más pasable el aislamiento para muchos sectores que se ven obligados a salir a trabajar”, en referencia a los informales.

Al ser consultado sobre el impuesto a la riqueza que quiere impulsar el Frente de Todos hacia fin de año, el referente de izquierda no confía que se trate el tema en el plazo estipulado por el presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa, al considerar que “todas las semanas hacen el mismo cuento” desde el oficialismo.

Y agregó: “Es una cuestión que se necesita urgente. Se planteó producto de la pandemia y tenía que ver con paliar la situación de emergencia de las mayorías. Me parece mal poner a fin de año este proyecto cuando se votaron leyes como la de economia del conocimiento, que beneficia. entre otras empresas, a las de Marcos Galperin y Alberto Roemmers”.

Acuerdo por el canje de deuda

Al referirse al acuerdo que alcanzó el Gobierno con los acreedores por el canje de deuda, Del Caño se mostró en contra y señaló que beneficia a “un puñado de especuladores y grandes grupos económicos para financiar la fuga de pitales”.

“Si vemos que aumento la pobreza en cinco millones de personas y que el salario y las jubilaciones bajaron su poder adquisitivo, está claro quién se perjudicó y quién se beneficio”, dijo.

Además, manifestó que desde el Frente de Izquierda plantearon ideas como “la nacionalización de la banca para evitar la fuga de capitales” al indicar que permitiría que los recursos “vayan a pequeños comerciantes”.

“El Gobierno eligió el canje y tenemos que tener en cuenta que se va a pagar menos de los que se iba a pagar con Macri, pero también hay que decir que los bonos ya valían mucho menos y con una tasa de interes que está un poquito por arriba de lo que paga la región“, analizó.

En paralelo, advirtió que “todavía falta la etapa del Fondo Monetario Internacional (FMI) que son 44.000 millones de dólares”.

Cuarentena

Sobre la manera en la que el Gobierno manejó los plazos de la cuarentena en la lucha contra el coronavirus, el diputado nacional consideró que “no se hicieron suficientes testeos” y que “el sistema de salud no se puso a tono con esta situación”.

También, citó números de la Cepal, que indican que la Argentina es uno de los países de la región donde más aumentó la desigualdad durante la pandemia., junto a Ecuador y Perú.

Críticas para Schiaretti y Cornejo

Del Caño no sólo cuestionó al presidente Alberto Fernández sino también a los gobernadores de Córdoba y Mendoza, Juan Schiaretti y Alfredo Cornejo.

Sobre la gestión de Schiaretti, dijo que “es un peronismo que avanza sobre el derecho de los trabajadores, es una política directamente como la que se aplicaba en los 90″.

En ese sentido, sostuvo que “apoya el avance de las grandes patronales” y que, de esa manera, busca “representar a un peronismo conservador”. Asimismo, tildó “de derecha” a las políticas aplicadas en Córdoba.

Por su parte, al hablar de Cornejo, opinó que “intenta ser una referencia del radicalismo y de la coalición de Cambiemos en una oposición más radicalizada al Gobierno de Alberto Fernández”.

A su vez, advirtió que en Mendoza “también saludan el acuerdo con los bonistas” y fue más allá: “En la realidad, hay un consenso entre Cambiemos y el Frente de Todos”.