Aseguran que la organización es comandada por una persona que había sido condenada recientemente y que cumple prisión efectiva en la Unidad Penitenciaria N° 11. Allí personal de Gendarmería allanó dos celdas, además de tres domicilios en la ciudad.

Agentes de Gendarmería realizaron este miércoles tres allanamientos en Rosario y dos en celdas de la cárcel de Piñero por disposición del Juzgado Federal N° 4 y la Fiscalía Federal N° 3 de Rosario. Es en el marco de una investigación de comercialización de drogas que era dirigida desde el penal. Como resultado del operativo, secuestraron 22 kilos de marihuana prensada y detuvieron a tres personas cuyas identidades no trascendieron.

“Los procedimientos se hicieron en tres domicilios diferentes –colectora Juan Pablo II al 1200; Bolivia al 1700 y San Juan al 1700– y en dos celdas distintas de la cárcel de Piñero”, destacó una fuente del caso.

Voceros de la investigación indicaron que los procedimientos fueron dispuestos en el marco de una investigación realizada por la Sección Antidrogas Rosario de Gendarmería Nacional a lo largo de varios meses por la presunta comercialización de estupefacientes en Rosario dirigida por internos desde el penal de Piñero.

La investigación permitió revelar la existencia de distintos particípes de una organización comandada por una persona que habría sido condenada recientemente por tráfico de drogas y que cumple prisión efectiva en dicho lugar, quien ordenaba la distribución de estupefacientes a través de al menos dos personas, a diferentes vendedores de la zona que comercializaban al menudeo. En ese sentido aseguraron que los dos presos sospechosos estarían vinculados con Alan Funes.

Durante los allanamientos secuestraron más de 22 kilos de marihuana en panes, dinero, teléfonos celulares y vehículos y se detuvo a las personas involucradas. Esos operativos fueron en zona oeste y en la zona céntrica y detuvieron a tres personas.