Las búsquedas de empleo subieron un 55% en julio último y alcanzaron un nuevo récord, según un relevamiento realizado por un portal especializado. Se trata del mayor incremento desde mayo, indicó un informe del sitio Bumeran.

De acuerdo con el informe de Bumeran, también creció el volumen de postulantes activos en un 12%, de acuerdo con ese balance. En el marco del quinto mes de aislamiento social y obligatorio, el portal de empleos realizó un informe para conocer la situación del mercado laboral.

El número de postulantes activos y postulaciones registró una suba significativa respecto de los niveles mínimos de mayo, ya que los incrementos fueron de 12% y 55%, respectivamente.

En cuanto a los salarios, en julio de este año el sueldo medio requerido por los postulantes ascendió a 63.705 pesos, cifra que registró un incremento de 1,4% en el mes.

Sin embargo, es el menor ascenso de los últimos 18 meses, de acuerdo con el estudio.

De esta manera, la variación mensual se mantiene por debajo del 3% por quinto mes consecutivo.

En lo que va de este año la suba acumulada es del 21,2%, porcentaje que se encuentra por encima de la inflación.

Si se desglosa según ´seniority´, el salario medio requerido para puestos junior es de 42.145 pesos por mes, con un incremento del 9% en los últimos tres meses, y acumula un 38% de suba en un año.

Por su parte, quienes aplican a puestos senior solicitan en promedio, 63.273 pesos, crece un 8% en los últimos tres meses y acumula 42% de aumento interanual.

El salario pedido para los puestos de jefe/supervisor es de 99.288 pesos, registra un incremento del 4% en el trimestre y del 37% en doce meses.

En consecuencia, la brecha entre los puestos senior y junior se mantiene estable, pero los primeros piden un 50% más.

Brecha de género

En cuanto a la evolución del salario según género, la diferencia remunerativa pretendida continúa siendo mayor a favor de los hombres.

El salario medio requerido por ellos es de 68.109 pesos por mes, mientras que el solicitado por las mujeres es de 57.289 pesos.

Así, la brecha salarial promedio entre géneros se ubica en un 19%.

En los últimos doce meses, el salario medio requerido por las mujeres aumentó 40%, mientras que el de los hombres ascendió un 41%.

A su vez, el salario medio requerido según género varía según el seniority del puesto, ya que en los puestos junior los hombres piden un salario un 5% superior a aquel solicitado por las mujeres.

Lo mismo ocurre en las posiciones senior y jefe, en donde el diferencial oscila entre el 21% y el 17%.

Al analizar las postulaciones según género, el informe devela que el promedio general es equilibrado: un 50% son realizadas por mujeres y el 50% restante por hombres.

Esta equidad se pierde a medida que aumenta el ´seniority´ del puesto, como es el caso de los puestos de jefe, en los cuales solo el 30% de las postulaciones corresponden a mujeres.

En el caso de los puestos junior, el 55% de las postulaciones las efectúan las mujeres, mientras que el 45% restante las realizan los hombres.

El 64% de las postulaciones son realizadas por postulantes que estaban empleados al momento de efectuar la postulación.

Si se analiza según el ´seniority´ del puesto al que se postulan, el 38% aplica a Junior, el 66% a senior y el 76% a jefe.

Salarios vs. Inflación

El índice de salarios aumentó 0,6% en junio y acumula en el año una suba del 14,2%, por debajo de la inflación en ese período, informó el Indec.

La suba desestacionalizada de junio fue consecuencia de la suba de salarios registrados de 0,4% y un aumento en los sueldos del sector privado no registrado de 1,5%.

El Indice de Salarios total mostró un crecimiento de 36,4% en los últimos 12 meses, como consecuencia de la suba del 37% del total registrado y de 33,9% del no registrado.

El indicador de los sueldos del sector registrado de la economía aumenta 37%, desde junio del año pasado, por el alza del 37,9% del sector privado registrado y del 35,5% del público.

Las remuneraciones del sector registrado tuvieron un crecimiento de 0,4% en junio de respecto de mayo, por el aumento del 0,1% del sector privado y del 0,9% en el público.

Las variaciones respecto del mes anterior se ubicaron por debajo del avance de la inflación en junio, que registró un alza de precios del 2,2% según el Indice de Precios al Consumidor (IPC) del INDEC.

Si bien el alza de los sueldos desde diciembre pasado acompaña los niveles de inflación, no se recuperó la pérdida que los salarios registran frente al alza del costo de vida, cercana a los diez puntos porcentuales.

En medio de la crisis sanitaria, solo algunos sectores cerraron aumentos porcentuales o de suma fija y solamente alcanza a un 20% de empleados del sector privado.

Entre ellos figuran el sector de alimentos, papelero, camioneros, madera, aceitera, metalúrgico, bancarios y de la carne.

Los salarios del sector privado registrado aumentaron un 15,8% desde diciembre último y un 37,9% en los últimos doce meses.

En el primer semestre los empleados públicos tuvieron un aumento en sus remuneraciones del 12,2% mientras que en el último año la mejora llega al 35,5%.

En el sector informal de la economía, los sueldos de los trabajadores en negro registran un aumento del 13,1% y el último año la mejora interanual llega al 33,9%, frente a una inflación del 42,8% en el mismo período.