Desde el inicio de la pandemia controlaron 11.197 rodados en las rutas locales.

En la última semana la delegación Neuquén de la Comisión Nacional de Regulación del Transporte (CNRT) retuvo a 26 vehículos que no se encontraban habilitados para transitar. Según informaron desde el organismo, no tenían permiso de circulación de la Subsecretaría de Transporte o no presentaban la documentación correspondiente del rodado o del conductor. La representante de la comisión sostuvo que son procedimientos molestos para los conductores, pero enfatizó que así se “salvan vidas”.

Según informaron, desde marzo hasta la actualidad, la institución fiscalizó 11.197 vehículos en la provincia de Neuquén, tanto de pasajeros como de cargas. Del total, 192 fueron infraccionados y unos 75 terminaron secuestrados, por faltas más graves.

La titular de la Delegación neuquina, Verónica Madrazo, señaló que muchos de los rodados no contaban con el permiso de circulación de la Subsecretaría de Transporte, “obligatorio para todos los trabajadores considerados esenciales en el marco de la pandemia”. Agregó que en otros casos no presentaban la documentación correspondiente del vehículo o la de los conductores.

Recordó que es imprescindible tener la licencia de conducir adecuada, en la que se especifique si transporta carga o pasajeros, la Verificación Técnica Vehicular y el seguro obligatorio. Añadió que también deben someterse a un examen ocular. Si allí se detectan inconvenientes como un foco quemado, “pueden repararlo y seguir”.

Madrazo remarcó, en medios radiales, que están presentes en todos los puntos operativos, exigiendo los permisos y la documentación necesaria para circular. Reconoció que puede ser un procedimiento molesto para los conductores, pero aseguró que así se “salvan vidas”.

Sostuvo que los controles hacen que “las rutas sean seguras”, pues es un riesgo para los usuarios transitar sin los papeles al día. En forma anecdótica contó que frente al enojo de un conductor le contestó: “Tendrías que darme las gracias porque te estoy advirtiendo”.

Madrazo indicó que, en caso de un siniestro, los usuarios se exponen a que los seguros no cubran los daños, por la falta de documentación. “Así estamos todos más seguros”, enfatizó.

Por otro lado, valoró el trabajo desde la Comisión Nacional de Transporte, y el resto de los organismos de control, en la “aplicación de los protocolos sanitarios para la protección de los conductores esenciales”. Remarcó que los operativos son fundamentales para “atenuar la propagación del virus dentro y fuera de Neuquén”.

Madrazo además adelantó que ya se están trabajando en los protocolos de apertura de las rutas, “pensando en la postpandemia”.