En el departamento General López, sigue siendo compleja la situación en materia sanitaria producto de la fuerte escalada de casos de COVID-19. Casi sobre la hora, desde el Gobierno de Santa Fe anunciaron la habilitación de 10 nuevas camas en la Unidad de Terapia Intensiva (UTI) del Hospital Gutiérrez luego de que se conociera que el sistema de salud local, había colapsado en las últimas horas.

Esto se debe a que las 20 plazas que tenía a disposición el nosocomio regional de alta complejidad, estaban ocupadas en su totalidad, sumado a las 10 del Sanatorio San Martín y 6 del Castelli, ambas instituciones privadas. De hecho, el director del Hospital Gutiérrez, Daniel Alzari, advirtió en diálogo con Radio J 98.3 que si la ciudad sigue con el alto nivel de infectados, las nuevas camas no serán suficientes: “Si el porcentaje de casos continúa, los números nos van a atropellar”, aseguró. el médico.

Estas 10 nuevas camas (8 con respirador y otras 2 con presión positiva para utilizar cascos helmet), van a tratar de dar respuesta a las otras 30 localidades que componen la geografía del sur provincial, en el espacio físico de dos de los cuatro quirófanos con los que cuenta el Hospital, teniendo en cuenta que solo se están practicando cirugías de urgencia. En consecuencia, el Hospital contará con 30 camas de UTI -entre coronavirus y polivalentes- y quedarán dos quirófanos disponibles, uno para cirugías de pacientes COVID-19 y otro polivalentes (siempre hablando de operaciones de urgencia).

 

Es para señalar que en el inicio de la pandemia, el hospital venadense contaba sólo con 8 camas de terapia intensiva habilitadas y con el nuevo reordenamiento alcanza a 30, mientras que las generales aumentaron a 32. “Entramos en una situación de emergencia. Todo esto se hizo mientras se pedía colaboración a la población. Ahora no hay mayor margen, hay que evitar los contagios, cuidándonos, es la única forma de hacer que alcancen las camas”, indicó el director de 3º nivel de Salud de Santa Fe, Rodrigo Mediavilla.

Delicado

El director del Hospital Alejandro Gutiérrez de Venado Tuerto, Daniel Alzari, en diálogo con FM DaLe! Venado Tuerto 91.1, advirtió que estamos en el nivel máximo de tensión, la capacidad del efector ya no se puede seguir ampliando y le pidió a la gente que tome conciencia y se cuide: “La saturación que tenemos es muy alta, en estos momentos nos encontramos en emergencia sanitaria con una ocupación de entre el 90 y el 100 por ciento. Este esfuerzo no va a servir de nada si los casos siguen aumentando y la gente no se cuida. Octubre y noviembre van a ser dos meses bravos y esto va creciendo día a día”, enfatizó.

“Pasamos de 8 camas a 15, luego a 20 y ahora a 30. Desde que comenzamos en el hospital aumentamos un 300 por ciento la capacidad de terapia intensiva. Este es el techo máximo, ya no hay posibilidades de seguir aumentando. No lo veamos como un logro, es el último aliento que dan nuestros recursos materiales y humanos. Ya tiramos la cuerda hasta su máxima capacidad de tensión, un poco más y se corta. Lamentablemente, el paciente 31 se va a quedar sin asistencia”, recalcó.

A su vez, señaló que tampoco se puede derivar pacientes a otras ciudades cercanas como Rosario o San Nicolás, donde también están al máximo de su capacidad. Además, aclaró que si hay que derivar a un paciente a otro lado es porque está grave y no sabemos si va a poder resistir un viaje de 200 kilómetros.

“Las camas están siendo asistidas con recursos humanos genuinos del hospital con médicos cirujanos, clínicos, enfermeros, auxiliares y terapistas trabajando un montón de horas y en muchos casos readecuando sus funciones. Este es un esfuerzo titánico que hace el hospital, los números en la calle siguen altos y si quieren ser solidarios con nosotros, le pedimos a la gente que tome conciencia y se cuide”, pidió.

Es para remarcar que al cierre de esta edición, General López supera la barrera de los 3700 casos en total, desde el inicio de la pandemia de coronavirus. De todas maneras, en las últimas semanas se registra un aumento en la ocupación de este tipo de camas, que a nivel nacional están ocupadas en más de un 60% y en algunas provincias supera el 80%. Según el sitio chequeado.com, Santa Fe llega al 74% de su totalidad.