La autorización, que representa un alivio para las arcas del municipio, cuya recaudación sufrió una baja considerable por la pandemia, es para emitir bonos de cancelación hasta 700 millones de pesos.

El Concejo aprobó el mensaje del Ejecutivo para emitir bonos de cancelación de deuda anteriores al 31 de diciembre de 2019 por 700 millones de pesos.

Entre las modificaciones al mensaje enviado por la intendencia, una de las más relevantes fue la que planteó el bloque Ciudad Futura-FSP para que se excluyeran expresamente de la autorización las deudas por contribuciones compensatorias urbanísticas y convenios urbanísticos.

“El Ejecutivo pudo hacer el uso de una herramienta que fue autorizada en diciembre para consolidar deuda que nosotros no tomamos. Y que necesitamos poder encontrar otra forma de pagarla para hacer más sostenible la deuda municipal ya existente y que el intendente se encontró cuando asumió”, señaló el concejal Fabrizio Fiatti (Creo).

El artículo segundo de la ordenanza establece que el destino de los bonos será para la cancelación de las obligaciones vencidas o de causa o título anterior al 31 de diciembre del 2019.

La autorización, que representa un alivio financiero para las arcas del municipio, cuya recaudación sufrió una baja considerable por la pandemia, es para emitir bonos de cancelación hasta 700 millones de pesos.

Pero en una primera etapa, y para ver cómo funciona el mecanismo, la secretaría de Hacienda emitirá bonos por 200 millones de pesos.