Se apostaron a la altura de Gallo este domingo a la noche en reclamo de políticas para poder funcionar. Hubo algunos disturbios con la Policía.

Pescadores y puesteros de La Florida cortaron este domingo a la noche, de manera sorpresiva, la avenida costanera a esa altura en reclamo de políticas para poder trabajar.

La manifestación, con quema de cubiertas y ambas manos bloqueadas al tránsito vehicular a la altura de Gallo, reunía a vendedores de diferentes rubros, algunos de los cuales protagonizaron también incidentes con la policía que llegó al lugar.

“Reclamamos poder trabajar. Para lo único que se acerca la Municipalidad es para clausurar. Basta de poner trabas, ayuden a la gente a trabajar”, expresó una de las participantes de la protesta.

Otro hombre, que se identificó como dueño de un carrito de hamburguesas, apuntó a administradores de concesiones de bares y otros locales de la playa como promotor de las clausuras a puesteros y vendedores de pescado.

Según se informó, citando fuentes municipales, son tres los locales clausurados el fin de semana por infringir diferentes normas vigentes.