La segunda ola de coronavirus avanza en España, que volvió a batir hoy su récord diario de contagios con 25.595 nuevos casos, lo que eleva a 1.185.678 el total de positivos detectados durante la pandemia.

El informe de situación ofrecido por el Ministerio de Sanidad reportó también 239 nuevos fallecimientos, lo que elevó el total a 35.878. Además, la nueva cifra de casos diarios supuso un notable ascenso con respecto a los 19.851 del viernes de la semana anterior.

En la actualidad, hay 18.162 pacientes internados en España y 2.482 en terapia intensiva, lo que representa una tasa de ocupación de camas del 14,73% y 26,59%, respectivamente, reseñaron las agencias de noticias Europa Press y Sputnik.

En los últimos 10 días, España realizó algo más de un millón de testeos para detectar el coronavirus, lo que actualizó la positividad al 13,8%. Solo en los últimos 14 días fueron detectados 228.208 casos positivos en todo el país.

El Gobierno de Pedro Sánchez decretó un estado de alarma de seis meses hasta el 9 de mayo para tratar de doblegar la curva de contagios, lo que fue aprobado ayer por el Congreso.

Ahora la estrategia se centra en el establecimiento de un toque de queda nacional -con excepción de las Islas Canarias-, limitar las reuniones sociales e imponer cierres perimetrales, medida aplicada en 15 de las 17 comunidades autónomas del país.

Estos cierres implican que el 83% de la población (unos 39,1 millones de personas) tiene prohibido abandonar su área de residencia salvo por causas justificadas.

El ministro de Sanidad, Salvador Illa, se mostró hoy convencido de que las restricciones servirán para limitar contagios y descartó un nuevo confinamiento domiciliario, medida que no está contemplada en el nuevo estado de alarma.