Se trata de 11 chicos de Cabal, Barranquitas y de otros sectores de la ciudad. Acompañados por el Área de Juventudes de la Municipalidad, intercambiaron ideas y pudieron experimentar de cerca un estudio de grabación.

A partir de las reuniones virtuales desde el Área de Juventudes de la Municipalidad con jóvenes de distintos barrios, surgió la idea de visitar la Mediateca, un espacio cultural ubicado en Santa Rosa de Lima. Once de ellos tuvieron la posibilidad de conocer de cerca un estudio de grabación y -además de intercambiar experiencias- pudieron grabar sus proyectos.

Entre el grupo había dos jóvenes que encaran una copa de leche en barrio Cabal, como así también estudiantes del secundario del CREI, crews de raperos de barrio Las Flores, jóvenes de Barranquitas que están arrancando una radio comunitaria y artistas locales que se proyectan con una carrera.

“Por diferentes motivos nos fuimos encontrando y en toda esa diversidad dimos con muchos jóvenes que abrazan el arte musical como forma de expresión y que muchas veces se traduce en su mejor método para contar lo que les pasa”, fundamentó Facundo Montenegro, del Área de Juventudes sobre la visita a la Mediateca.

A partir de esto, contó que advirtieron que, para muchos de estos jóvenes, las posibilidades de acceder a un estudio de grabación se tornan casi imposible por distintas circunstancias. “Por eso, pensamos en brindar la herramienta de la Mediateca como oportunidad de experiencia y crecimiento”, dijo.

En la visita al espacio ubicado en Pasaje Mitre y Tucumán pudieron conocer qué se hace allí, qué talleres se brindan –y que se retomarán después de la pandemia- y cómo funciona este lugar que apoya el arte santafesino. “Allí todos pudieron tener la experiencia de grabar algunas melodías y vivenciar lo que brinda un estudio de grabación totalmente equipado y de las dimensiones que tiene el de la Mediateca, único en su estilo en la ciudad”, destacó Montenegro.

Antes de finalizar, dijo: “La actividad tuvo mucha importancia para nosotros porque veíamos que estaban compartiendo una primera experiencia única para todos y todas. Eso tiene mucho que ver con los objetivos que tenemos que es borrar las fronteras y tejer los vínculos necesarios junto a la ciudadanía. Y las juventudes son protagonistas al proyectar una ciudad integrada”.